Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Incapaces de reflotar Andalucía


Luis Rogelio Rodríguez-Comendador
Alcalde de Almería

Andalucía cumple estos días un año de gestión del gobierno bipartito del pacto PSOE-IU propiciado para evitar que el Partido Popular, vencedor de las últimas elecciones andaluzas, consiguiera formar el gobierno que pedían las urnas. El balance de estos meses, por mucho que desde la Junta de Andalucía se insista en presentar un panorama poco menos que idílico o mágico, llegando incluso a atribuirse el logro insólito de ahorrar sin recortar, ha de ser forzosamente negativo.

Y no es que lo diga llevado por un razonable punto de vista partidista, sino porque los datos objetivos son tozudos: Andalucía tiene al 37 % de su población activa sin poder encontrar un lugar de trabajo y acabamos de ver que el Gobierno de la Junta ha tenido que salir para anunciar que garantizaba las comidas de los niños andaluces con dificultades económicas.

Cuando después de un año de gestión un gobierno tiene al desempleo y la desnutrición como dos de sus prioridades, no parece presentable hacer balances triunfalistas o llenos de pirotecnia contable, como llevamos viendo desde hace unos días. Creo que es más acertado hablar de un año lleno de pasividad, radicalidad y corrupción por parte de un gobierno de socialistas y comunistas que lo único que está consiguiendo es consolidar el paro, institucionalizar la radicalidad y blindar los privilegios de unos pocos.

No es de recibo que el señor Griñán siga despreciando las medidas económicas que le está proponiendo el PP para sacar a Andalucía de la recesión, mientras se dedica a exigir pactos llenos de demagogia y se entrega a las ocurrencias populistas de su socio de gobierno.

Y mientras tanto, los andaluces debemos asistir, atónitos, a los intentos del gobierno andaluz de esquivar sus cada vez menos eludibles responsabilidades en el caso de los ERE corruptos, el mayor escándalo económico, político y financiero de la historia reciente de España.

Por lo tanto, no caben juegos florales, argumentos complacientes o mentiras imposibles de digerir: los andaluces necesitamos un gobierno eficaz, limpio y transparente, pero en este año de gestión, PSOE e IU tan sólo han conseguido acreditar su incapacidad para reflotar a Andalucía. Es un gobierno hundido en sus propias limitaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario