Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

¿Qué más quieren?

Pablo Requena
Periodista

Supongo que no seré el único que piense que ya habríamos tenido decenas de manifestaciones por toda la geografía andaluza si el caso de los ERE fraudulentos o fondos de reptiles hubiese ocurrido bajo el gobierno de cualquier otra sigla política que no fuera la del PSOE. Ya saben, los sindicatos de clase, UGT y CCOO, encabezando concentraciones -a las que sin duda me habría sumado- para protestar por el despilfarro de cientos de millones de euros que tendrían que haber llegado a un millón doscientosmil desempleados que somos ya en esta castigada tierra. Pero como aquí quien reparte las subvenciones es el partido afín (a partir de ahora los partidos afines) a callar y llevárselo calentito. Bueno, callados del todo no, que bien ocupados andan ahora protestando contra los recortes del malvado Rajoy. Se nota que tienen energía, toda la acumulada durante el septenio nocivo de la era Zapatero en la que sí que tenían el silencio por norma.

Por otra parte, creo que el trabajo que está realizando la juez Mercedes Alaya en el caso de los fondos de reptiles, a pesar de estar aún inconcluso, está siendo impecable. Ya demostró la magistrada no andarse con chiquitas en otro caso también popular, como fue el de Lopera y el Real Betis. De momento, en el tema de los ERE ya se ha llevado por delante, entre otros, a un director general de Trabajo -el de la coca y las putas- y a todo un consejero de empleo de la Junta de Andalucía. Que por cierto, telita con la respuesta del Gobierno de Griñán a la prisión del consejero que “trabajó desde el día en que nació”. Olé por Mar Moreno y su rostro de cemento armado.

Entre tan esclarecedora respuesta del Gobierno andaluz y detalles como que Chaves se reunió con una empresa que se “regaló” un ERE falso, la firma de Griñán en documentos compremetedores y a toda página en el diario ABC, declaraciones de los imputados que señalan “a la más alta instancia del Gobierno andaluz” o el simple uso de la lógica, que nos impide creer que el presidente de la Junta de Andalucía, fuera Chaves o Griñán, no tuviera conocimiento de que sus subordinados estaban malversando más de 700 millones de euros, cada día veo más negro el futuro de Griñán. Aunque en un país como España y en un pueblo como el andaluz, capaz es don José Antonio de salir de rositas mientras los otrora adalides de la lucha contra la corrupción, Izquierda Unida, le hacen las palmas con las orejas. Y ahora voy a hacer de Rappel: colosal sopapo el que IU se dará dentro de cuatro años, que dejará el del Partido Andalucista como algo anecdótico

No hay comentarios:

Publicar un comentario