Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Amigos del Milenio del Reino de Almería (AMRA) y la gestión de esta asociación

Jorge Lirola Delgado

Profesor de la UAL

Participé de forma activa en la creación de esa asociación porque estaba convencido de la necesidad de organizar la iniciativa ciudadana interesada en conocer nuestra historia milenaria e impulsar iniciativas para difundirla. Y sigo y seguiré decidido a continuar en la tarea. No obstante, he denunciado la gestión hecha hasta ahora. En ese sentido, basta comentar lo sucedido en la Junta Directiva de AMRA del día 29 de agosto de 2014, cuya celebración había solicitado yo bastante tiempo atrás.

Blas Guentes
En esa reunión Blas Fuentes informó del comunicado que había firmado él con la Asociación de Amigos de la Alcazaba y explicó que lo hizo porque es el Presidente y es el que manda, aunque añadió que le dio cuenta del mismo a todos los miembros de la Junta menos a mí porque así lo creyó oportuno. Sin embargo, para el punto de las propuestas a desarrollar en el próximo trimestre, solo me preguntó a mí si yo tenía alguna que hacer y si no no había ninguna actividad prevista. 

En resumen, se quiere contar con mi trabajo, pero no con mi opinión. A mí me parece un abuso que no voy a permitir y más ante la intervención de Andrés de Lucas que me acusó de ser partidista y con afán de protagonismo, precisamente él, que le encanta figurar en cuanto puede, sin haber hecho nada que no sea para beneficio propio. Como les dije, quien nos conozca bien, sabrá del talante de cada cual y el tiempo pondrá a cada uno en su sitio. Cosechamos lo que sembramos y en mi caso trato de sembrar bastante y cuidarlo para que fructifique.

Blas Fuentes no quería tratar las irregularidades que he denunciado en relación con una subvención pública para las camisetas de la Marcha del Milenio. Insistían varios, especialmente Liberio López Aguilera, en que debía “bajarme los pantalones” y disculparme ante Nicolás Castillo, quien cuando llegó el día en que se necesitaban las camisetas no trajo más de 300 de las 900 que supuestamente se tenían que haber hecho e insistía en que no se dieran muchas hasta el punto de que se las llevó antes de finalizar la Marcha, quedándose muchos almerienses sin la que le correspondía ni poder elegirla puesto que solo aparecieron las tallas M y XL de hombre; ninguna de mujer.

El Sr. Castillo me acusó de querer ser fiscal, juez y verdugo y de calumnias y difamación en contra de su honor. Si realmente lo cree, no debería dudar y denunciarme y exigirme responsabilidades, como lo hago yo públicamente para que pidan todas las aclaraciones no solo ya en este hecho, que creo que apesta bastante, sino en todos los casos similares, con facturas interpuestas presentadas a nombre de otra empresa, la cual pagaba después el dinero en metálico a Nicolás Castillo. Podría ser solo la punta de un iceberg, además con sectores a proteger como son los de la tercera edad y jóvenes a los que moviliza el Sr. Castillo. Ante mí y otros testigos, este señor propuso que se vendieran las camisetas y que la Fundación se quedara con dos de los euros de la venta, a lo cual me negué con rotundidad, pues eran para su reparto gratuito.

Alfonso Rubí me acusó reiteradamente de ser el culpable de romper la concordia. Si es para el chanchulleo o para ocultarlo, por supuesto, pues el resto de los allí presentes no quieren que se investiguen los hechos, sino que insisten en que he de pedir disculpas. El talante democrático y asociativo de Alfonso Rubí se manifestó en no permitir que pueda llegar a dirigir la Asociación si es que ese es el deseo de la mayoría de los socios, con los que, como vengo denunciado, no se cuenta para prácticamente nada. Así lo hice constar en la dimisión que presentó Blas Fuentes de su cargo de Presidente, que fue seguida de otras. Lo curioso del caso es que, aunque presentaban su dimisión (en el caso de Nicolás Castillo la retiraba y la volvía a presentar de forma más que rara), querían seguir en la Junta, de forma que tuve que llamarles la atención y se marcharon fuera a esperar a ver en qué quedaba la reunión.

Desde hace tiempo he pedido la relación de los socios que estamos en AMRA, sin que se me haya facilitado. Solo la tienen, que yo sepa, la empresa de la hija de Alfonso Rubí y Blas Fuentes, quien me ha puesto todas las pegas posibles para facilitármela y no lo ha hecho.

Blas Fuentes nombró una comisión electoral en la que puso a Liberio López Aguilera. Yo, visto que me ha agredido verbalmente y hasta lo ha intentado físicamente, presenté una recusación por enemistad manifiesta. Alfonso Rubí, quien creo que trata de controlar el proceso, no la aceptó, sin saber realmente lo que es una recusación, y convenció a los poco que quedaron en la reunión para que no prosperara.

Debe haber elecciones para la elección de una nueva Junta Directiva, pues se fijaron para el día 25 de septiembre. Tengo intención de presentarme a presidente para dinamizar, como objetivo fundamental, la asociación haciendo de ella un verdadero punto de encuentro de los interesados en la historia de Almería al mismo tiempo que un instrumento para desarrollar múltiples iniciativas que ayuden a la consecución de los fines de la misma y a una democratización real.

Me propongo los siguientes objetivos operativos:

Creación de una lista de correos que permita a todos los socios participar en la misma con propuestas e informaciones, estando en contacto todos entre sí, sin tener que hacerlo  a través del presidente.

Organización de cursos formativos de guías del Milenio en colaboración con la Fundación Ibn Tufayl de Estudios Árabes y el Grupo de Investigación asociado a la misma de la Universidad de Almería. Las rutas, para las que se dará una certificación, serán urbanas y provinciales a través de lo que era el territorio almeriense en las distintas épocas.

Realización de jornadas y conferencias en colaboración con distintas instituciones sobre el patrimonio material e inmaterial andalusí.

Creación de grupos de trabajo efectivos en diferentes áreas que permitan desarrollar múltiples actividades.

Desarrollo de una web con contenidos históricos, aparte de la agenda de actos que ya funciona.

Estudio de viabilidad de iniciativas de los socios y, en su caso, búsqueda de los medios para su realización.

Preparación de teatralizaciones diversas en las que lo lúdico y el conocimiento histórico vayan de la mano, con elaboración de documentales y cortos que sirvan para promocionar la historia y la cultura del Milenio de Almería.

Puesta en marcha de premios de relatos cortos entre los escolares, adolescentes, adultos y mayores con temas del Milenio como protagonistas.

Viajes organizados a la provincia, resto de al-Andalus y países árabes en los que se pueda conocer directamente la cultura del Milenio.

Sea como presidente o como socio seguiré en la asociación trabajando para que se cumplan sus fines, evitando que AMRA se convierta en un nido de corrupción y de valores negativos.

Y animo a todos los almerienses, con ganas de poner cada uno nuestro granito de arena para que sumándolos, entre todos hagamos cosas importantes, y lo hago tanto para que se unan a la asociación (enviando un correo aamra@mileniodealmeria.es con su nombre y dni) como para que también se impliquen presentándose a cargos de la nueva Junta Directiva. Eso sí, personalmente, me gustaría que los que vengan con malas intenciones se abstengan.

Y pido un voto de confianza para demostrar con hechos que se puede cumplir con los compromisos que hago.

12 comentarios:

  1. Oiga, una sugencia, ¿no le resultaría a Ud. más sencillo promover otra asociación?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. PEDRO CANO ÁVILA3/9/14 22:51

      ¿Y QUÉ SUGIERE D. GABRIEL HACER CON LA ACTUAL DIRECTIVA, SUS HECHOS Y SU ACTITUD?

      Eliminar
    2. Pues mire, no lo sé. A los directivos de la Asociación no los conozco personalmente y en cuanto a su conducta solo sé lo que el Sr. Lirola nos cuenta en este medio. Nadie más de AMRA, que yo sepa, ha explicado su versión. En cualquier caso, le contesto, encantado, por cortesía porque su pregunta no tiene nada que ver con la que yo he formulado. Un saludo.

      Eliminar
  2. Le pregunto a su vez, al Sr. Guirado, y para qué crearla si ya está creada, formo parte de ella aunque con 400 personas más que somos socios con los parte de la actual Junta Directiva (yo estoy en ella) no cuentan con nosotros. Creo que es más saludable que se cumplan los Estatutos que para eso están y comprobar qué dicen los socios y no algunos de los proclamados mandamases. De los 19 socios fundadores que formábamos parte de la Junta Directiva, son 7 ahora mismo (incluyendo a Nicolás Castillo que presentó su dimisión) los que tratan de justificar lo injustificable.

    ResponderEliminar
  3. No, si yo es una idea que le daba para allanarle el camino, porque al paso que vamos con tanta disputa se acaba la celebración del Milenio y no tenemos ni una Junta Directiva estable. Ya le comenté en una ocasión que esta Asociación al igual que la Plataforma nacieron muertas y Ud. conoce perfectamente los motivos: la falta de credibilidad, la desconfianza de las instituciones , los exacerbados protagonismos o los oscuros objetos de deseo, entre otros. Así que solo estamos a la espera de que la entierren. Y si no, tiempo al tiempo. Yo ya tengo reservada la lápida 119.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El que muera o no depende de nosotros y de nuestra desidia. Le puedo asegurar que no es mi caso y tengo voluntad de que siga, además, en cumplimiento de sus estatutos, con voluntad de permanencia más allá de que termine la conmemoración del Milenio. Por lo que dice, podría pensarse que ya quiere enterrarla y trabaja para ello habiendo ello la lápida. Reflexione un poco y quizás lo que achaca a los demás es lo que propone Usted mismo hacer. Si realmente quiere que cambien las cosas, pongámonos a ello. Yo continuamente voy comprobando que podemos cambiarlas.

      Eliminar
    2. Créame, Sr. Lirola, si le digo que no entra en mis planes inmediatos la destrucción de la AMRA (?). No lo conozco y difícilmente puedo opinar sobre Ud.; pero por lo que he leído en este medio solo he visto en sus palabras soberbia y sectarismo en todos sus artículos, sin ningún ánimo de crear armonía mediante el acuerdo y la reconciliación.
      Cuando irónicamente le sugería crear otra asociación, lo que estaba expresando era mi desacuerdo en que presida Ud. la Junta Directiva. No concibo que la dirija una persona que parece estar peleada con el mundo. Cuando le decía: “Yo ya tengo reservada la lapida 119”, lo que estaba utilizando era una metáfora para, que en el caso de que sea Ud. elegido presidente, devolver mi carné de socio (119).

      Eliminar
    3. ¿No le parece contradictorio decir que no me conoce y no puede opinar sobre mí y directamente calificar mis palabras de soberbias y sectarias? ¿Podría Usted indicarme por qué opina eso? Que no se me busque ni se me pida acuerdo y (re)conciliación para el chanchullo. Creo que se precipita en pensar que estoy peleado con el mundo. Evidentemente, Usted es muy libre de hacer lo que crea oportuno, pero espero que piense que los demás socios debían también serlo y que tengan oportunidad de conocer y de opinar, lo cual, hasta ahora, no se está permitiendo.

      Eliminar
    4. Como no tengo la menor duda de su capacidad de comprensión lectora, si se molestara en leer con un mínimo de detenimiento mi comentario anterior, vería que no hay tal contradicción, ya que no opino sobre Ud. sino lo que Ud. ha escrito en este medio. Naturalmente pienso que los demás socios son libres en sus tomas de decisiones, pero serían más libres a la hora de votarle como presidente de la Asociación si se asomaran por estas páginas y leyeran algunos de sus artículos que confirmarían mis comedidas apreciaciones sobre su actitud. Afortunadamente, como Ud. sabe, una de las diferencias entre el lenguaje verbal y el escrito es que el primero es efímero, pero el otro pervive.

      Eliminar
    5. No tengo ningún problema en que lean lo que escribo, sino al contrario, suelo darle bastante difusión y contestar a lo que se me pregunta, aunque en algunos casos, por la rapidez de este medio lo haga con erratas. Veo que Usted no se molesta mucho en aclarar sus acusaciones de soberbia y sectarismo. Así difícilmente me puedo defender. ¿Podría ser Usted más preciso?

      Eliminar
  4. Juan Jose Tonda Manzano7/9/14 23:41

    Desgraciadamente yo tenia razón: una vez que Blas Fuente se ha retirado (creo, y es mi opinión, que harto hasta los concéntricos aguantar tanto acoso como ha soportado) el Sr. Lirola se presenta como candidato a la Presidencia de AMRA con un "programa" demasiado explícito y demasiado evidente hasta para el mas incauto de los observadores: convertir (la Presidencia de ) AMRA en el único y verdadero ente "oficial" de eso que llamamos "el Milenio"....ergo cualquier acto, propuesta de lo que sea, idea, hecho potencial o real....solo será "mileniarista" si pasa por el Supremo Consejo Único y Verdadero del Milenio. Vamos sr. Lirola, que me recuerda el cachondeo de únicas y verdaderas Juntas, todas "centrales" y "patrióticas" por supuesto, que pretendían dirigir la lucha contra las tropas napoleónicas a partir de 1808...o los "verdaderos" y "este es el único y real" museillos del verdadero y autentico monstruo que se cuentan por docenas junto al lago Ness.
    El problema sr.Lirola es que usted creé que está en lo cierto, incluso que es usted el único y verdadero acertante, lo que le convierte en peligroso radical; así que yo aconsejaría a las demás asociaciones, plataformas y hasta personas individuales interesados en hacer algo por, en y para el Milenio que no cometan el error de caer en su juego, les aconsejaría que ahora mas que nunca actúen y lo hagan lejos y al margen de usted. Sobre todo porque hasta ahora su máxima aportación al Milenio ha sido (es mi opinión, of course) abortar una positiva aproximación entre AMRA y AAAA, criticar (y no siempre de forma noble) lo que los demás hemos hecho, y por último y todavía en fase de inminente gran estreno, confección de un video que a juzgar por lo que ya he visto (o sea, todo lo que hay que ver) deja mucho que desear, dicho sea en plan floritura dieciochesca porque sí lo digo en español va a quedar poco correcto.
    En fin, mas de lo mismo y bastante peor día a día. Por suerte hay planes y ganas y medios y capacidad para llevarlos a cabo....por supuesto lejos de su "espacio de influencia", el de su asociación Ibn Noseque (si, va a coña) y ya procuraremos que al margen del "oficialismo" sí llegara el caso de que el "oficialismo" termine en manos de usted o de su Consejo de Sabios de la Verdadera Doctrina Única.
    Por lo demás le reitero que no hay nada personal y que tiene usted todos mis respetos como persona; otra cosa son sus planes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sigo y sigo investigando y aprendiendo y eso me hace ver que me falta mucho todavía por aprender y es por eso por lo que trato de que haya debates y argumentaciones para seguir aprendiendo tras dudar de todo. Por lo que veo, Usted tiene todo muy claro, hasta sabe mis intenciones. Muy elocuente todo. Lo que vayamos haciendo nos irá colocando a cada uno en su lugar y nos dirá la verdadera talla de cada cual.

      Eliminar