Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

José Guirao, la sólida gestión cultural desde el umbral de la democracia


Antonio Torres
Director de Canal Sur en Almería

➤Hay total consenso en la capacidad de trabajo, sensibilidad y veracidad que desprende el almeriense José Guirao como nuevo ministro de Cultura y Deporte. Le avala una trayectoria que comenzó siendo uno de los concejales más jóvenes en el inicio de la democracia desde su Pulpí natal. La añorada revista Las Nuevas Letras contó con su apoyo total.

Uno tiene el privilegio de poder contar en el Gobierno de España con un ministro amigo al que conozco desde el umbral de la democracia. Reitero, sin pudor, una alegría de tener a alguien tan cercano y lúcido. Todos los medios de ámbito nacional han coincidido en destacar su trayectoria de éxitos en el ámbito de la gestión. Viajes humildes llenos de conversaciones enriquecedoras. Los habituales recorridos entre Los Gallardos y Almería se nos hacían cortos, enfrascados siempre en tertulias llenas de creatividad. La agenda social almeriense nos provocaba las mayores risas, y nunca proyectábamos queja alguna, tampoco por la ausencia de aire acondicionado en el vetusto Seat  850, o por la antigua nacional 340, sinuosa sin remedio hasta que llegó la autovía décadas después.

José Guirao, en su toma de posesión

Todo era ilusión, la de aquellos sueños de hacer un mundo mejor. Era una catarsis dialéctica. Quedábamos en Los Gallardos, donde llegaba gracias a la solidaridad de aquellos tiempos de malas comunicaciones, cuando algún vecino o familiar te acercaba para aprovechar el viaje. Y así era yo quien me aprovechaba de su lúcida mente y sus ideas altruistas, a cambio solo de ponerme al volante de mi coche y compartir el viaje por las trágicas curvas de Alcornia y la cuesta de Los Castaños, la parada en Sorbas, la recta de Tabernas y el puente de Rioja que era el vergonzante semáforo de una mala carretera.
Seguro que en algún Consejo de Ministros la voz de los almerienses sonará porque el presidente Sánchez es conocedor, gracias a sus estancias estivales en Mójacar, de la realidad de esta tierra
Guirao sabe que la periodista Carmen de Burgos acompañó en una de sus visitas a Almería a Alfonso XIII y que Pablo Iglesias asistió a la constitución del PSOE de Almería. Ambos viajes se hicieron por vía marítima desde Cartagena y Málaga. Y si nos remontamos a otros tiempos el Premio Nobel Echegaray utilizaba la caballería para viajar de Granada a Almería, tiempos de hambre, analfabetismo y esparto. Seguimos siendo una isla en materia de tren. Seguro que en algún Consejo de Ministros la voz de los almerienses sonará porque el presidente Sánchez es conocedor, gracias a sus estancias estivales en Mójacar, de la realidad de esta tierra.

Su trayectoria la conocen y el consenso para asumir la cartera ministerial ha sido unánime. Sus hermanas, Bea y Ana, que tanto lucharon y se comprometieron, junto a su madre Mercedes, constituyen su mayor patrimonio. De Pepe Guirao tengo dos estampas de ámbito personal muy grandes. Siendo director general de Bienes Culturales de la Junta de Andalucía, coincidí en Sevilla, con José Ángel Valente y el periodista y escritor salmantino José Miguel Ullán, dos intelectuales, rigurosos, sarcásticos, pedagógicos, con cada frase que pronunciaban, dos grandes amigos inolvidables de Pepe.

La tarde en la que siendo director del Museo Reina Sofía al exdirector de la Cadena SER en Almería Modesto Rubio y a este autor nos mostró la exposición “Federico García Lorca (1898-1936)” que inauguró el presidente del Gobierno José María Aznar en 1998. Casi nadie ha recordado que la revista Las Nuevas Letras contó con su apoyo desde Almería, impulsada por el expresidente de la Diputación de Almería Antonio Maresca y la dirección de Fernando García Lara. Contaban con decenas de colaboradores. Ahí están las aportaciones de Valente, Goytisolo, Severo Sarduy, Caballero Bonald, Salvador Giner, Fernando Valls, Adelaida García Morales, Muñoz Molina, García Montero, Soledad Puértolas, o Quirosa, entre otr@s. Acogió a los nuevos grupos que surgían como Amor de madre con la figura de mi paisano Juan Antonio Pelegrín.

En la historia de Almería el nombre de José Guirao (Pulpí, 1959) se suma al de Barrionuevo. Son dos ministros almerienses que se han sentado en la dirección del Gobierno de España. Sin olvidar a Nicolás Salmerón o a su hermano Francisco que fue ministro de Ultramar y político que estudió filosofía en el Seminario de Almería y Derecho en Granada, partidario del sufragio universal, la enseñanza obligatoria y en contra de la pena de muerte al igual que su hermano.

Hay admiración y respeto mutuo con nuestro paisano y ministro de la modernidad. Lo recordamos cuando la otra noche lo llamé para felicitarlo y de forma auténtica, como siempre, hablamos de las cosas que nos pasan, concepto muy diferente al de las noticias que ocurren a diario. Su pensamiento va más allá de la cita cotidiana.