Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Las empresas Serastone y Electromat trasladan su domicilio social de Cataluña a Almería


Emilio Ruiz

El Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME) continúa haciéndose eco de la decisión de muchas empresas de trasladar su domicilio social desde Cataluña a otros lugares de España. En los últimos dos días, la publicación oficial, donde obligatoriamente hay que inscribir los actos societarios para que alcancen la plena efectividad, han sido una treintena las sociedades cuyos órganos de administración han tomado acuerdos en este sentido. Según la Ley de Sociedades de Capital el acuerdo de trasladar la sede social de una empresa fuera del término municipal correspondía a la junta general de accionistas, pero, a raíz del conflicto catalán, se modificó la ley para otorgar esta competencia a los administradores de la sociedad.

Serastone es una empresa innovadora en revestimiento de paredes

Entre las empresas que estos días han acordado el traslado de la sede social figuran algunas de cierta importancia como Avis Budget, la sociedad de Grupo Avis que se encarga de gestionar las llamadas de sus clientes, que cuenta con casi medio millar de empleados y factura 18 millones anuales; CSC Classic International, comercial de automóviles clásicos; Foster Success, sociedad de cartera, tenedora de participaciones en otras empresas; Hotel H2 Rivas, gestora de hoteles; la promotora inmobiliaria Iberian Facility & Asset Management, Premium Capital Arts & Films, dedicada a la producción de obras musicales; Rojo Medical Export and Distribution (ROJOmed), especializada en tecnología y consumibles sanitarios; XBFR, fabricante de productos químicos; Anda Marketing Estratégico, consultora de mercadotecnia; Element Rapid, comercial de productos textiles, e Industrias Aja, fabricante de mobiliario de baño.

En torno al 80 por ciento de las sociedades que deciden abandonar Cataluña instalan su nuevo domicilio social en Madrid. Principalmente, las grandes empresas. Las restantes se distribuyen por todo el territorio nacional. Entre las empresas que durante los dos últimos días han publicado en el BORME esta decisión figuran dos que se instalan en la provincia de Almería. Una de ellas, Electromat Llobregat, dedicada a instalaciones eléctricas y de calefacción, se desplaza de Pallejà (Barcelona) a la avenida Reino de España, nº 22, de Roquetas de Mar. Dirigida por Luis Manuel Martín Sánchez, Electromat  es una pyme que facturó el año pasado algo más de un millón de euros.

La otra empresa es Serastone Tecnología, dedicada al revestimiento de paredes con nuevas tecnologías de la construcción. Según informa su página web, Serastone “permite crear diseños de una forma fácil, rápida y limpia de montar y desmontar sobre cualquier tipo de superficie y con tantas posibilidades como la imaginación permita”. La sociedad se fundó en 2010 en la capital almeriense y posteriormente se trasladó a Cataluña. Ahora ha vuelto a nuestra provincia, concretamente a la calle Murillo de El Ejido.

Serastone surgió “con cuatro hombres de diferentes nacionalidades; un americano, un inglés, un francés y un español que reaccionaron a la crisis, que empezó en 2008, apostando por la innovación. Con pocos recursos económicos en el principio de esta aventura, se hizo cada vez más potente la ilusión y la fuerza moral que unía un proyecto con una visión particular, un sistema de decoración fácil de poner y quitar, con muchas posibilidades y que sus materiales causaran el menor impacto medioambiental”, según publicita. Su capital social supera los tres millones de euros y el presidente y consejero-delegado es Didier Fenu.

El cambio de domicilio social es una decisión societaria muy frecuente. Más de 3.000 sociedades han trasladado su sede desde Cataluña a otros lugares de España. La mayoría de estas sociedades toman este acuerdo por la situación que se vive en Cataluña, pero en otras ocasiones se debe a un interés de la propia sociedad ajeno al conflicto catalán.