Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Réquiem por ‘El Correo de Andalucía’

Emilio Ruiz

➤ No ha habido varita mágica salvadora: el diario sevillano El Correo de Andalucía no ha podido celebrar su 120 cumpleaños. Ya ha pasado a formar parte de la historia de la prensa andaluza, si bien es posible que en el futuro se siga publicando una edición digital. Como se sabe, la empresa editora del periódico, El Correo de Andalucía, S. L., perteneciente al grupo empresarial Morera & Vallejo, presentó un ERE que proponía el despido de 28 de los 29 trabajadores que componían la plantilla.


Finalmente, la empresa y los representantes de los trabajadores han llegado a un acuerdo que, en opinión de muchos, es bastante modesto. En vez de 28 serán  26 los trabajadores los que dejarán la empresa. Por otra parte, se mejora ligeramente la indemnización prevista en los despidos por causas objetivas. Tras la última reforma laboral, estas indemnizaciones quedaban establecidas en 20 días de salario por año trabajado con un límite de 12 mensualidades. El acuerdo establece la indemnización en 26 días por año trabajado y un máximo de 13 mensualidades.
Los desaciertos de Morera Vallejo en la gestión del periódico comenzaron el primer día con el nombramiento de un director ajeno por completo al mundo de la comunicación
No se ha especificado la categoría profesional de los tres trabajadores que permanecen en la empresa y también se desconoce la tarea que desempeñarán en el futuro. En un principio Antonio Morera Vallejo precisó que su propósito era mantener en activo la web del periódico (elcorreoweb.es). Lo que sí se ha acordado es que los dos trabajadores que permanecerán en la plantilla recibirán la misma indemnización que sus compañeros despedidos en el caso de que se prescinda de ellos en los próximos doce meses.

El sindicato Comisiones Obreras considera que “la plantilla ha peleado hasta el final con una unidad sin precedentes por el mantenimiento de los puestos de trabajo y la continuidad de un periódico que siente como propio”. La Asociación de la Prensa de Sevilla estima que el cierre del periódico viene ocasionado por "evidentes errores y desaciertos en la planificación profesional y económica del propietario-editor”. Los desaciertos de Morera Vallejo en la gestión del periódico comenzaron el primer día con el nombramiento de un director ajeno por completo al mundo de la comunicación.