Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Muerte en el túnel


Juan Torrijos
Periodista

⏩Nos pasamos años y años pidiendo agua, exigiendo a los políticos que traigan agua a estas tierras y cuando el cielo, no ellos, nos la manda, nos cuesta una vida humana. El túnel construido en la carretera de Los Molinos y la Avenida del Mediterráneo en su momento fue cantado por ciudadanos de cualquier color político. Hoy tenemos que lamentar que en ese túnel las aguas se han cobrado la vida de una persona.

Cuando se acudió, era tarde (Loa)

Caros nos han costado los litros de agua caídos sobre Almería, y no hablamos de carreteras o puentes cortados, de sótanos o garajes inundados, hablamos de la vida de un almeriense en uno de los túneles que jalonan la capital. Se venía anunciando que DANA llegaba a Almería, que el agua había decidido visitarnos y con profusión y fuerza en algunas zonas. En la capital no fueron muchos litros, como casi siempre, pero los suficientes para cobrarse la vida de un ciudadano. No hacemos caso a las recomendaciones ante estas situaciones do gotas frías, somos temerarios y metemos el coche en aquellas zonas donde el agua se convierte en una trampa mortal.
Está claro, si las balizas hubieran estado ubicadas en las entradas del túnel no se habría producido el ahogamiento. Pero no estaban. ¿Y por qué no estaban puestas?
El ayuntamiento que preside Ramón Fernández-Pacheco ha salido al paso y manifestó que “el ciudadano se había adelantado a la colocación de las balizas”. Y así es, se metió en el túnel cuando no se habían colocado las mismas, se quedó atrapado por las aguas en él y murió ahogado. Se tiene la impresión de que desde el Ayuntamiento la culpa de la muerte se la echan al conductor por haber entrado en un túnel antes de que el Ayuntamiento hubiera colocado las balizas de protección.

Está claro, si las balizas hubieran estado ubicadas en las entradas del túnel no se habría producido el ahogamiento. Pero no estaban. ¿Y por qué no estaban puestas? ¿Se adelantó el ciudadano a que las pusieran o se retaso el Ayuntamiento en ubicarlas? Le demos todas las vueltas que ustedes quieran, las balizas no estaban puestas en las entradas del túnel, el ciudadano llegó con su coche, no había señales de peligro y se internó en el mismo. Y en el túnel se ahogó.

Todas las condolencias que ustedes quieran se le pueden hacer llegar a la familia del fallecido desde el Ayuntamiento, pero no quieran encima echarle la culpa de su muerte a él. Entró con su coche en un túnel que no estaba señalizado ante el peligro que suponía y supuso para su vida. Y debería estarlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario