Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Indignación por la destrucción de la Balsa del Canario


Asociación
Amigos de la Alcazaba

➤ El patrimonio almeriense ha perdido una parte de su historia Para Amigos de la Alcazaba resulta triste y desalentador ver cómo en Almería la historia se repite y, sobre todo, comprobar que sus lecciones no se aprovechan. Desde que Amigos de la Alcazaba dimos la noticia de “Adiós a la Balsa del Canario” esperábamos lo que acaba de producirse: su destrucción definitiva. Y en este tiempo la respuesta de las instituciones responsables ha sido el silencio de los corderos. ¿Por qué no estaba protegida la Balsa del Canario? ¿Quizás porque los terrenos donde se encuentran costaban dos millones de euros para sus propietarios?

Destrucción de la Balsa del Sapo

Así, irremediablemente, el patrimonio almeriense va desapareciendo ante la inutilidad de unos y la complicidad de otros. De la Consejería de Cultura y de los Ayuntamientos. A pesar de tener desde hace 33 años una Ley de Patrimonio para proteger la herencia colectiva de todos los almerienses, resulta indignante pensar en cuántos elementos patrimoniales se han destruido en estos últimos 33 años. En Almería la destrucción del patrimonio almeriense es inseparable de su clase política.
Sus valores patrimoniales están expuestos en la página del Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico… pero no estaba protegida legalmente
¡Adiós a la Balsa del Canario!, uno de los testimonios más importantes del gran proyecto hidráulico del Canal de San Indalecio. La Balsa del Canario era uno de los contenedores de agua más grandes, con una capacidad de más de 9.000 metros cúbicos y una construcción extraordinaria. Sus valores patrimoniales están expuestos en la página del Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico… pero no estaba protegida legalmente. Recientemente la empresa CEMAR se ha hecho con la Finca El Canario por 2 millones de euros para construir una gran superficie que se estrenará el próximo año. Sus propietarios no han tenido la más mínima sensibilidad a la hora de respetar e integrar este patrimonio en su gran proyecto.