Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

La Alcazaba es el símbolo

Pedro Ruiz
Candidato Andalucista a la alcaldía de Almería

La Alcazaba es el monumento más emblemático de la provincia de Almería, y al igual que en el pasado fue un símbolo, también lo es hoy. Antaño fue fortaleza frente a los invasores, ahora sufre el desprecio hacia nuestra tierra, por quienes sólo miran a Sevilla y a Madrid. Siempre hemos dicho los andalucistas, que para recuperar nuestra identidad nacional, que es nuestra razón de ser, viene marcada por la reivindicación de nuestro patrimonio cultural, el material y el inmaterial. Esa es nuestra principal diferencia con los partidos centralistas o españolistas, y así lo hemos vuelto a demostrar recientemente, con la polémica en el Parlamento de Andalucía sobre la Alcazaba de Almería.

El PSOE había presupuestado en el año 2007 invertir en la Alcazaba de Almería 647.000 euros; luego, cada año, ha ido bajando esa cifra que no ejecutó, hasta llegar a 200.000 euros en el presupuesto de 2010, que tampoco ha ejecutado, al menos hasta ahora. Además, este mismo año, la Junta de Andalucía ha quitado la Alcazaba del catálogo de monumentos de nuestra tierra. Y lo ha pasado al de museos. Dicho de otra manera, la Alcazaba no es monumento para el Gobierno andaluz del PSOE; es un museo.

Siendo un museo, el parlamentario socialista por Almería, Juan Antonio Segura Vizcaíno, afirma que "el museo natural de la Alcazaba es el Museo de Almería". Y sí, podría serlo, ya que mientras la Junta de Andalucía deja de invertir en este ¿museo? lo que presupuesta, sí que entrega 600.000 euros este año al Museo de Almería, que es de titularidad estatal. Dicho de otro modo: ayuda al Estado con su museo, pero desatiende lo que es competencia suya.

Lamentable resulta que descubramos que las murallas de Jayrán son propiedad del Ministerio de Economía y Hacienda, pero la rehabilitación de la misma la pagan entre el Ministerio de Cultura y la Junta de Andalucía. Dicho de otro modo, la Junta de Andalucía, también en este caso, acaba sometida; y en vez de exigir al Estado que invierta, lo paga a medias con él. No es serio.

Mientras, el Partido Popular, fuertemente agarrado al Ayuntamiento de la capital, en casi ocho años, se ha limitado a presentar propuestas. Y lo ha hecho en el segundo mandato. Es más, el tiempo pasa, y cuando estamos a pocos meses de las elecciones municipales, seguimos sin ver que el Plan Urban haga algo -o tenga claro qué quiere hacer, que ni eso hacen, ni tener ideas-, en el entorno del Casco Histórico por el que tienen que pasar los turistas.

Para nosotros, para los nacionalistas andaluces, todo lo que tiene ver con nuestra cultura es fundamental y prioritario, pero cuando estamos en un momento de crisis como el actual, lo que no entendemos es que para esos otros partidos que nos malgobiernan, no vean en estas actuaciones una solución -o una ayuda a la solución- del cambio de modelo económico para salir de la crisis.

No se puede eternizar la rehabilitación de la Alcazaba, no se pueden tener dudas de qué es, no se puede tener cerrada los festivos, que es cuando hay más turistas, no se puede tener hecho un asco el recorrido hasta ella, no se puede eliminar elementos atractivos -como la tienda de recuerdos-, no se puede dejar aquello sin contenidos complementarios -como podrían ser más salas y mejor musealizadas-, no puede ser que la Junta de Andalucía sea rácana a la hora de invertir en ella, (pero luego le echa una manita al Estado para sufragar los gastos que le corresponden por ley...); no puede ser.

La Alcazaba es el símbolo, pero también la Iglesia de las Salinas o el Museo Casa Ibáñez, por citar sólo otros dos focos de interés cultural que han sido actualidad en las últimas semanas.

El andalucismo representa eso, la lucha por lo nuestro, la rebelión ante el expolio cultural que, ahora más que nunca, es también el económico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario