Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035

San Cristóbal, el gran mirador de Almería

Ana Martínez Labella
Concejal de Urbanismo

Han transcurrido casi cuatro años desde que el Ayuntamiento de Almería presentara el conjunto de actuaciones que, bajo el nombre de Plan Alcazaba-La Hoya-San Cristóbal, reunía casi una decena de actuaciones llamadas a impulsar la rehabilitación y recuperación de esta amplia zona del Centro Histórico llamada a convertirse en un referente de ciudad desde el punto de vista patrimonial, cultura y turístico. 

Desde entonces se han desarrollado proyectos como la ampliación de la calle Pósito, su conexión con la calle Almanzor, la construcción del edificio de la Gerencia Municipal de Urbanismo, o la modernización de la calle Antonio Vico y su entorno. En plena ejecución nos encontramos actualmente en el paraje de La Hoya, la propia calle Almanzor, en el interior de la Casa Consistorial o en la Plaza de la Administración Vieja, sin contar el conjunto de proyectos que sobre el principal monumento de la ciudad, nuestra Alcazaba, desarrolla la Junta de Andalucía. 

Ahora viene a sumarse, coronando esta remodelación integral sobre el principal recurso patrimonial que tiene hoy nuestra ciudad, el proyecto de regeneración urbana y paisajística sobre el Cerro de San Cristóbal, añadiendo a una inversión global del Plan de más de diez millones casi otros cuatro que se vuelcan a través de fondos europeos. Rehabilitación que se extenderá durante los dos próximos años sobre una superficie de 2,5 hectáreas y que, a través de nuevos caminos accesibles, infraestructuras, arbolado, vegetación e iluminación ornamental, se convertirá, por derecho propio, en una de las zonas más visitadas de Almería.  

El respeto al patrimonio, a la historia y a las raíces de Almería no se proclama, se demuestra. Y este nuevo proyecto es otra demostración más de nuestro compromiso con la transformación integral del Casco Histórico. Después de décadas de alejamiento y renuncia, se están dando los pasos necesarios para que podamos hacer de este entorno un elemento de orgullo generador de oportunidades de empleo, de emprendimiento, de turismo y de cultura. En definitiva, de riqueza y progreso.  

Quiero invitar a los almerienses a que sientan este proyecto como suyo, porque nuestro objetivo es conseguir algo que todos, alguna vez, habíamos imaginado, pero que hasta ahora nadie había podido o sabido llevar a cabo: transformar una zona degradada en un marco de fortaleza urbana, turística, cultural y social. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario