Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

¿Quién se ha llevado el dinero?


Iván Gómez
Jefe de Local de Diario de Almería

En pleno proceso judicial por el escándalo de los ERE, la Junta de Andalucía ha recibido un nuevo golpe a la línea de flotación de su gestión económica de los fondos públicos. A pesar de que ha sido la administración andaluza la que ha llevado el sombrío asunto ante los tribunales, una vez detectadas presuntas irregularidades en el uso y abuso de la cuenta bancaria destinada a las tasas percibidas del aprovechamiento de montes de almerienses de agricultores y cazadores, no es menos cierto que la Consejería de Medio Ambiente y sus responsables en la provincia también son los que ha permitido el desvío de más de 300.000 euros entre los años 2009 y 2012. De hecho, el Partido Popular ya ha solicitado la comparecencia del consejero Luis Planas, quien ayer reiteró en Córdoba la “celeridad” con la que han actuado nada más conocer la desaparición de un porcentaje por determinar de los ingresos procedentes de tasas a cazadores de una cuenta bancaria que ya ha sido bloqueada con un saldo de aproximadamente 20.000 euros.

El delegado territorial José Manuel Ortiz protagonizó en el mes de enero el hallazgo de un permanente goteo en la salida de cantidades de menos de 3.000 euros, mediante un método de cheques al portador, de esta cartilla oculta hasta entonces en la que figuraban como claveros un funcionario que fue cesado y el exdelegado Clemente García. A pesar de marcha hace ya tres años de la Delegación de Medio Ambiente, continuaron teniendo poderes para operar en la cuenta y desviar fondos públicos a unos usos y destinatarios que no aún no han sido revelados.

De hecho, será la investigación judicial la que determine las personas que se han enriquecido del dinero de los contribuyentes almerienses, siendo la sucursal bancaria del BBVA de la calle General Tamayo de la capital la que tiene todas las claves. Los talones al portador con cuantías inferiores a 3.000 euros no requieren identificación del beneficiario a no ser que la entidad financiera considere que existen indicios de fraude fiscal, blanqueo de capitales o dudas sobre la tenencia legítima del cheque, según la Ley Cambiaria. Sin embargo, han sido más de 100 los reintegros realizados en este tiempo, llegando incluso a 45.000 euros en una semana, por lo que es más que probable que el personal de la sucursal, así como su director, sean conscientes de quién ha retirado los importes. Durante la etapa de Clemente García (entre mayo de 2008 y julio de 2010) se registró la salida de en torno a 180.000 euros. En el posterior mandato de Sonia Rodríguez (entre julio de 2010 y julio de 2012) se contabilizan como desaparecidos de la cuenta de aprovechamiento de montes más de 100.000 euros. Los dos exdelegados provinciales defendieron ayer su inocencia y argumentaron que nunca han sido conocedores  esta recóndita cartilla de la Delegación de Medio Ambiente ni de los cheques y talones que se hayan podido cobrar de forma irregular.

El actual delegado, en ejercicio desde julio de 2012, denunció en enero una situación que se cortó meses antes, siendo efectivo el último de los pagos a talones en noviembre del pasado año. En los pocos meses de su gestión se ha perdido la pista a 20.000 euros. Ortiz Bono ha reconocido que pudo conocer la existencia de la cuenta gracias al proceso de revisión de la gestión económica y de los recursos disponibles que se realizó cuando se produjo la fusión de las consejerías de Medio Ambiente y Agricultura, tal y como adelantó ayer este periódico. El Juzgado de Instrucción nº 1 de Almería  ha incoado las diligencias previas encaminadas a investigar el posible uso fraudulento de los fondos públicos y ha citado a declarar a dos de los tres delegados provinciales que han pasado por Medio Ambiente.

José Manuel Ortiz deberá presentarse el próximo martes ante la jueza instructora Alejandra Dodero en calidad de perjudicado con el objeto de ratificar el contenido de la denuncia y a la semana siguiente prestará declaración Clemente García, quien mantendrá que se ha falsificado su firma y, por eso, seguía constando como clavero y manteniendo los poderes para operar sobre la cuenta. Me ha reconocido que no estamos ante un error de cálculo y justificación, sino que afrontamos una acción intencionada que puede estar orquestada desde dentro de la actual administración andaluza, posiblemente por parte de algún trabajador al que le ha interesado que figuren el exdelegado y otro funcionario también cesado para realizar los reintegros. “Quien haya metido la mano, que se la corten”, reitera. Veremos a ver si dentro de unos meses no hay más de un socialista manco dentro y fuera de la Junta de Andalucía.

Otra de las personas que estuvo al frente de la cartera de Medio Ambiente en este tiempo, Sonia Rodríguez, asegura aún que no ha sido citada y mostró ayer su “máxima disposición” a colaborar con la justicia para que se depuren responsabilidades y “diluir cualquier sospecha”. ¿El dinero se lo llevó un funcionario? ¿Fue para gastos personales de los responsables de la Delegación? ¿Han llegado fondos ilegales al PSOE? Demasiadas incógnitas por despejar, lo único que está claro es que han desaparecido 300.000 euros y el banco sabe quién los tiene. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario