Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035

Plaza Vieja: los árboles se quedan... por orden judicial

Lola González
La Voz

Los árboles de la Plaza Vieja se quedan. Así se traduce de la sentencia dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), en la que se estima parcialmente el recurso presentado por Amigos de la Alcazaba, la Plataforma del Bicentenario y Ecologistas en Acción.

Se trata de la primera sentencia con respecto a este tema, pendiente quedan los recursos presentados por parte del Partido Socialista y un particular, y en ella se determina que el Ayuntamiento de Almería debería haber realizado una Evaluación Ambiental Estratégica antes de aprobar la modificación puntual del Plan General que permitía la retirada de los ficus. Recalca la sentencia que la plaza cuenta con "valor ambiental" por sí misma y de ahí la necesidad de esta evaluación. 

El Ayuntamiento, que respeta la sentencia pero no la comparte, discrepa en esa determinación del valor ambiental de la plaza. Afirma la concejal de Urbanismo, Ana Martínez Labella, que "ni los jurídicos, ni los técnicos, ni el equipo de Gobierno lo creen así. Al igual que tampoco lo hacía la Consejería de Ordenación del Territorio que en ningún caso nos lo pidió". 

Exactamente la sentencia considera que esta modificación del Catálogo de Bienes Protegidos en la Plaza Vieja supone "una modificación que afecta a la ordenación pormenorizada de instrumento de planeamiento general relativa, a un elemento o espacio que, aun no teniendo carácter estructural, requiere especial protección por su valor natural o paisajístico y que, en todo caso, pudiera tener un efecto significativo en el medio ambiente", de ahí que necesite este estudio ambiental. 

Reconoce el texto jurídico de la Sala de lo Contencioso Administrativo la antigüedad del arbolado "ficus nítida centenario en algunos casos y en otros con más de 30 años de edad" considerando que su alineación y forma de poda "aporta sombra y constituye un importante elemento decorativo". Destaca que esta especie está "adaptada a las condiciones extremas de fuertes vientos, baja humedad relativa, escasez de lluvias y altas temperaturas" y que en caso de trasplante, "se pierde un 30%" de los ejemplares. 

Con respecto al argumento esgrimido por el recurso de las asociaciones determinando que la plaza es un conjunto histórico arbolado, defiende el documento que "desde su creación, la Plaza Vieja ha estado ajardinada" y que "el arbolado es uno de los valores protegidos de la Plaza de la Constitución como elemento singular del Conjunto Histórico en que se encuadra" y que así se recoge en el catálogo. 

Lo que sí ratifica la sentencia es que el procedimiento administrativo de la modificación puntual se realizó de forma correcta y respalda uno de sus cambios: no tener que cerrar el círculo de ficus y mantener libre de arbolado la fachada central de la Casa Consistorial. 

En lo que no entra la sentencia es en el futuro del Monumento a Los Coloraos. No lo hace porque tampoco lo hacía el texto de la modificación puntual y por tanto, no puede intervenir el tribunal. 

Ahora, el Ayuntamiento "va a esperar al resto de las sentencias para tomar una decisión con respecto al proyecto de la plaza", afirma Martínez Labella. Eso sí, asegura que esta sentencia es "una oportunidad de transformación perdida" y que "ha ganado el inmovilismo". 

Eso sí, aseguran que la idea sigue siendo la misma, la de "transformar el espacio" y tienen claro que "se seguirá trabajando en el conjunto del Casco Histórico porque esa actuación no era algo aislado sino un conjunto de actuaciones" que van desde el Jardín Mediterráneo de La Hoya, la ladera de San Cristóbal, entorno Plaza Vieja, calle Almanzor y "esta sentencia no va a suponer ninguna modificación sobre los planes y la meta final".  

Por su parte desde Amigos de la Alcazaba su presidenta, Maite Pérez, se muestra "muy satisfecha" porque el TSJA les dé la razón "ante unos argumentos que se llevan explicando desde 2018". "La sentencia recoge no solo que tuviera que contar con un informe ambiental sino que reconoce el conjunto histórico y la antigüedad de algunos de los ficus que siempre hemos defendido", afirma la presidenta del colectivo patrimonialista. 

Espera Maite Pérez que este revés judicial suponga que "el Ayuntamiento decida abandonar ese proyecto" y apostar por otro tipo de Plaza Vieja en el que también se encuentre el Pingurucho. 

Carmen Ravassa, presidenta de la Plataforma del Bicentenario de Los Coloraos, muestra también su satisfacción ante el fallo judicial. Asegura que esto supone "un gran paso adelante para la Plaza Vieja y para Almería" ya que se mantendrán los valores con los que cuenta este espacio del Casco Histórico. "Los amantes de la naturaleza y de Almería están de enhorabuena", asegura Ravassa que cree que la sentencia demuestra que la postura de su asociación "no era por capricho de unos cuantos" sino que tenía una base jurídica. 

Ante esta sentencia cabe recurso de casación ante la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario