Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035

Iñaki Gabilondo

Antonio Torres
Periodista

El periodista, Iñaki Gabilondo, fue director de Radio Sevilla y dejó su impronta en los inicios de la Transición con una frase que persiguió elevar la autoestima de los andaluces.  Un grande de la radio, de la comunicación, que se ha despedido, recibiendo el respeto de toda la profesión y la admiración de los oyentes. Sus análisis marcaron escuela por su altura constructiva frente a la polarización.

Gabilondo y Aimar Bretos

El humanista Iñaki Gabilondo (Donostia-San Sebastián, 1942), líder de la radio durante muchos años, nunca ofendió a nadie y su enorme profesionalidad la impidió ser grosero ante el micrófono. He tenido oportunidad desde hace tiempo, una noche en Mojácar, sobre lo mucho que lo he admirado y le mantengo un respeto enorme como sus compañeros y adversarios. Oyentes y profesionales de la radio han mostrado su respeto desde la mayoría de medios de comunicación de toda España, tras conocerse su anuncio de despedida de la radio y sus confesiones ante quien se considera su heredero, Aimar Bretos (San Sebastián, 1986), director y presentador de Hora 25 de la Cadena SER. Bretos fue hasta el pasado verano el número dos de la extremeña Pepa Bueno, actual directora de El País, en el citado mítico programa. “Tengo la convicción de que ya se ha acabado”, dijo Gabilondo en la antena de Hora 25, programa del que fue director a finales de los años setenta del siglo pasado. “Hacerse mayor es un proceso de despedida. Estaba claro que esto se acababa ya y me estaba aburriendo de mí”. “Cuando dejé de hacer los comentarios, seguramente debería haberlo dejado todo…”

Director de Radio Sevilla en el periodo 1972-1976, Iñaki Gabilondo nos elevó a la mayoría de los andaluces la autoestima con su célebre frase “Andalucía es una tierra grande, hermosa, vieja y sabia. Siéntase orgulloso de SER andaluz”.  Se hicieron pegatinas y folletos bajo el epígrafe más directo “Siéntase orgullo de SER andaluz”. El añorado director de Radio Almería, Antonio Quirós, con el que comencé a colaborar en 1976 me dio unas cuantas para la promoción. Me pegué una con orgullo en el Vespino que le vendí a mi gran paisano Esteban Cazorla Rodríguez que mantiene firme la pegatina en aquella “motillo” de mis inicios en este fantástico mundo de la comunicación

En junio de 2021, Gabilondo, acompañado de Antonio Yélamo, director de Radio Sevilla y de la Cadena SER en Andalucía descubrieron un azulejo de cerámica trianera que rotula con su nombre y su rostro este remozado estudio principal, incorporando el histórico lema que hizo célebre y fomentó la autoestima del pueblo andaluz y que él mismo recordó nada más ver su célebre frase en el azulejo. Le acompañaron los profesionales de la emisora como la histórica María Esperanza Sánchez o sus paisanos que coincidieron en sus tiempos andaluces, el gastrónomo Pello Aramburu Orbegozo y el mítico portero bético José Ramón Esnaola.

Fue arquitecto de la apuesta informativa de la radio andaluza desde su puesto de director de Radio SevillaComo pasa en muchas ocasiones, necesitamos que vengan de fuera a decírnoslo porque aquí cuesta un poquito querer y respetar a los compañer@s. Antes venían directores de periódicos, a este mismo, de otras provincias, porque los propios periodistas consideraban mas dignos a los que ponían los gobernadores civiles, procedentes de Palencia o Fernando Poo. No es una exageración ni una intención nacionalista o provinciana. Eso ocurrió en la mayoría de ámbitos, en provincias durante la dictadura y se buscaba enfrentamientos entre ciudades vecinas. La democracia comenzó a corregir esa visión. En fin, viejas historias. Gabilondo nos enseñó a confiar su eslogan para que se difuminaran complejos. También, fue director en su tierra y en su despedida lo recordó: “No he sentido nunca un mayor triunfo que cuando fui director de Radio San Sebastián”.

El 23-F le pilló como jefe de Informativos de TVE, única televisión en aquel 1981. “No intentes tocar la cámara que te mato. Desenchufa eso”, amenazó un guardia civil al desaparecido cámara Pedro Francisco Martín, tal como recogí en Los primeros ojos de Andalucía, editado por la Universidad de Granada. Gabilondo intervino aquella noche y su número dos, el mítico Pedro Erquicia, acudió a Zarzuela para grabar el mensaje de Juan Carlos I.

Bajo su etapa al frente de Hoy por hoy, la SER alcanzó el liderazgo y consiguió superar a Luis del Olmo y su prestigioso programa Protagonistas, que el leonés dirigió primero abriendo las ventanas de la libertad en RNE en el umbral de la Transición. El almeriense Carlos Herrera fue el relevo del comunicador leonés mantiene desde su popularidad un gran respeto por Gabilondo. Ambos celebraron el  Día Mundial de la Radio juntos. Desde Twitter: Marta García Miranda de La Hora Extra: “Todos en el equipo nos sentíamos unos privilegiados por estar trabajando donde lo hacíamos recordé que era cierto, que era la hostia”. Antonio Papel: “Siempre será una referencia insustituible”. La despedida de Gabilondo desencadenó una cierta tristeza. Del Olmo, que colgó el micrófono en 2013, lo considera “amigo del alma”. “No se puede decir adiós a la radio definitivamente”, dijo el creador de Protagonistas a Rosario G. Gómez que recogió otras opiniones como otras recogidas en medios digitales como The HuffPost.  “El escepticismo y el cansancio se han apoderado de mí”. Daniel Gavela llegó a la SER en 1993, procedente de El País. “Sufrió amenazas del terrorismo y descalificaciones, pero nunca se rindió”. Isaías Lafuente se incorporó como becario en Hoy por hoy en 1986, vinculado actualmente al vespertino La Ventana, guarda en la memoria las lecciones que aprendió: “Para Iñaki, la objetividad era y es una obligación, la de separarnos unos cuantos metros para ver el panorama. Pero cuando vemos al maltratador y a la mujer maltratada, hay que tomar partido. Hemos venido a esta profesión para comprometernos”. Para García Ferreras, exdirectivo de la SER, actualmente en La Sexta: “Con él, cada mañana en la radio, España era un país mejor y sobre todo más tolerante y abierto”. Ana Pastor de La Sexta trabajó en la SER durante el periodo 1999-2006: “No permitía fallos ni tonterías ni bromas en torno a un material tan delicado como es la información”. Mamen Mendizábal: “No se puede defender mejor este país desde las ideas y desde el corazón”. Aún le quedan algunos programas por hacer en Movistar y que después, en su nueva vida, se va a dedicar a “leer todo lo que pueda y vivir con los ojos muy abiertos, tratando de entender lo que pasa y con una curiosidad de amplio espectro”. 

La radio solo tiene sentido si es de utilidad. La radio, medio centenario de la palabra, la información y el entretenimiento. “Si quieres la escuchas, si quieres la oyes. Unos nos están oyendo y otros nos están escuchando”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario