Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz


La almeriense Fundación Ibn Tufayl de Estudios Árabes, galardonada en Catar

Tania Artajo
@opinionalmeria

Se han fallado los Premios Sheikh Hamad de Traducción y Entendimiento Internacional que, desde el año 2015, se otorgan anualmente en cinco categorías a traductores a título personal y a instituciones y editoriales relacionadas con la difusión de la cultura árabe e islámica y el fomento de las relaciones culturales. Entre sus objetivos también está el tender puentes de conocimiento entre los pueblos y la traducción de las grandes creaciones de la cultura árabe a otras lenguas y el verter el pensamiento, el conocimiento y las ciencias a la lengua árabe. Con estos premios, en los que se concede un total de un millón de dólares, el dinámico país árabe quiere fomentar una interrelación cultural seria y fecunda entre la lengua árabe y los demás idiomas del mundo a través de la traducción y se busca premiar la excelencia, fomentar la creatividad y rendir homenaje a los traductores, reconociendo su papel en el fortalecimiento de los lazos de amistad y cooperación entre las naciones y los pueblos del mundo.

Jorge Lirola en la recogida del premio

Los premios se han hecho públicos tras la celebración del Congreso de Traducción y Problemática del Entendimiento Intercultural celebrado en Doha (Catar). La primera de las siete sesiones del referido congreso estuvo dedicada a las experiencias institucionales en el campo de la traducción del árabe al español. En ella participaron Pedro Villena, Director de Casa Árabe; Jorge Lirola Delgado, presidente de la Fundación Ibn Tufayl; Luis Miguel Pérez Cañadas, director de la Escuela de Traductores de Toledo; Abd al-Hadi Saadun, de la editorial Verbum; y Luisa María Mora, directora de la Biblioteca Islámica de Madrid. La Fundación Ibn Tufayl de Estudios Árabes ha recibido el premio institucional, junto con la revista inglesa Banipal y Casa Árabe. El premio está dotado con 100.000 dólares para cada institución.

Con este galardón se reconoce la ya extensa labor de la Fundación Ibn Tufayl que tiene su sede en Almería y que, desde el año 2003, ha publicado unos 40 volúmenes. Su gran obra hasta el momento es la Biblioteca de al-Andalus, en la que se recopila, sistematiza y analiza la rica producción intelectual andalusí. En ella se biografían a un total de 2.465 autores y se estudian en torno a 8.000 obras por ellos escritas. Aparte de numerosos estudios, en la colección de Textos andalusíes se traducen diversas obras andalusíes. La última de ella es el relato del viaje que realizó el sultán nazarí Yúsuf I por tierras granadinas y almerienses y que compuso su secretario Ibn al-Jatib bajo el título de Visión de la amada ideal en una gira inverniza y estival. La edición y la traducción las ha realizado Fernando N. Velázquez Basanta, almeriense que es catedrático de Estudios Árabes e Islámicos en la Universidad de Cádiz.

Luis Miguel Pérez Cañadas, actual director de la Escuela de Traductores de Toledo, es también almeriense

Almería ha brillado en Catar, un país que comparte con la ciudad andaluza el tener un amplio litoral. Y lo ha hecho no solo por la concesión del premio a la Fundación Ibn Tufayl, sino porque otro de los participantes, Luis Miguel Pérez Cañadas, actual Director de la Escuela de Traductores de Toledo, es también almeriense. Incluso a Almería se refirió el emir padre Hamad ibn Jalifa, promotor de los premios, en la amena comida que ofreció a los trece premiados en el Palacio Emiral.

Por otro lado, los dos primeros premiados en la categoría de traducción del árabe al español son asiduos colaboradores de la Fundación Ibn Tufayl: Salvador Peña, que ha recibido el primer premio, dotado con 100.000 dólares, por Mil y una noches, e Ignacio Ferrando, al que se le ha concedido el segundo premio (60.000 dólares) por Azazil. En esa categoría ha completado la terna Mahmud Sobh por El diván de la poesía árabe oriental y andalusí (40.000 dólares).

También ha sido premiado el hispanismo árabe, por su labor de traducción del español al árabe. El vencedor ha sido el sirio Saleh Almani por Diez mujeres, de la escritora chilena Marcela Serrano. El segundo premio ha recaído en el egipcio Suleiman Al-Attar, por su traducción del Quijote de Cervantes, y el tercero ha sido para Ali Menufi por la traducción de la obra de Francisco J. Martín Valentín y Teresa Bedman Hatshepsut: de reina a faraón de Egipto.

En la categoría de traducción del árabe al inglés ha sido premiado el norteamericano Michael Cooperson por la traducción de una obra del oriental del siglo XII Ibn al-Yawzi sobre el teólogo, tradicionista y jurista Ibn Hanbal, publicada por la Universidad de Nueva York. El segundo y tercer premio han quedado desiertos. En la categoría de traducción del inglés al árabe ha resultado vencedor Murad Tadgut por la traducción de una obra de Adam Gacek sobre la codicología árabe, publicada por el Instituto de Manuscritos Árabes de El Cairo. El segundo premio ha sido para Hassan Hilmi por la traducción de la antología poética del norteamericano Ezra Pound. Y el tercero ha recaído en Mustafa Muhammad Qasim por su versión del libro del británico Philip Mansel Constantinople: City of the World`s Desire, 1453-1924.