Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Alarma por la escasez de conductores

Antonio Fernández
La Voz

Todavía no ha llegado a ser alarmante, pero ya se ha convertido en una de las preocupaciones de las más de 3.200 empresas del transporte por carretera que tienen licencia para esta actividad en la provincia de Almería. La cuestión es que empiezan a escasear los conductores.

Una situación que va a más y que puede agravarse en los próximos años. No es un problema nuevo y, de hecho, se está repitiendo en países como Reino Unido o Estados Unidos, donde muchas tiendas  y supermercados están sufriendo problemas de desabastecimiento debido a la falta de conductores profesionales. 

En el caso de Almería, la situación es cada vez más preocupante, tanto para las empresas del sector como para el conjunto de una economía con gran dependencia de este sistema de transporte. 

La voz de alarma la ha lanzado la Confederación del Transporte de Carretera (CETM), que representa a las miles de empresas que conforman en la provincia este sector, y a las del conjunto del país. Advierte que de no adoptarse medidas para atajar esa escasez “las consecuencias podrían ser demoledoras”. 

La primera medida que reclaman es abordar programas dirigidos a facilitar una adecuada formación de los conductores jóvenes, ya que una encuesta reciente de la Organización Internacional del Transporte (IRU) revela que la falta de formación es una de las principales causas de que no se produzcan nuevas incorporaciones y, por ello, es necesario  que se invierta en la enseñanza de nuevos profesionales, financiando y haciendo  más accesible la obtención de los permisos que se requieren para conducir un  vehículo pesado.

A pesar de que el camión está siendo objeto de restricciones o que se intenta canalizar el transporte de mercancías a modos con una menor huella de carbono, como el barco o el ferrocarril, lo cierto es que la demanda del transporte de carretera está creciendo, sobre todo con el ‘boom’ de las ventas on line, que requiere de un gran despliegue de flotas, aunque en general de menor tamaño que el requerido por sectores como el de las frutas y hortalizas. 

Para solucionar el problema de la escasez de conductores la Confederación del Transporte de Mercancías vuelve sus ojos a la Junta de Andalucía y otras comunidades autónomas para que siga el ejemplo de Castilla y León, donde el gobierno regional ha lanzado un proyecto para sufragar hasta el 75 por ciento del coste de la obtención de los permisos C y C+E y del CAP. 

Las empresas consideran que ese sería un buen modelo a seguir por parte de la Junta andaluza porque ayudaría a atraer a los jóvenes y aquellas personas que están interesadas en la profesión, pero tienen dificultades para hacer frente a los gastos que implica. 

Los empresarios del transporte son partidarios de intentar incrementar el número de conductores profesionales ‘autóctonos’, antes que recurrir a buscarlos fuera, y confían en la adopción de medidas como la prohibición de que la carga y descarga la realicen los conductores, mejoren las condiciones de trabajo y hagan más atractiva la profesión. 

El mensaje que lanza la patronal a la administración es concluyente, “que busquen soluciones para el transporte de mercancías por carretera, un sector vital para el abastecimiento de la población y el funcionamiento de la economía”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario