Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

'Sisbela', la crema de 85 euros que Mercadona vende por cinco, es un producto almeriense

Alicia Sánchez Romero
Periodista / La Voz

Una empresa almeriense es responsable de uno de los mayores éxitos de Mercadona en los últimos tiempos. Star Healthcare S.L., dedicada al ámbito de la cosmética, fabrica para la cadena de supermercados la marca de belleza Sisbela, que ha hallado su buque insignia en la crema regeneradora y revitalizante Diamond.

Crema Sisbela

Pasear por la zona de belleza  y encontrarse vacío el estante donde se ubica el producto se ha convertido en algo habitual. La receta de su éxito radica en una ecuación sencilla: se trata de un cosmético que se vende en perfumerías, bajo otra marca, por 85 euros, mientras que en el popular supermercado se puede adquirir por tan solo cinco.

Juan Carlos Fuentes, gerente de la empresa, cuenta la evolución de Star Healthcare y su situación tras el acuerdo con Mercadona. Todo comenzó en junio de 2015, cuando esta sociedad jurídica almeriense decidió adquirir una fábrica de cosmética de Granada con más de 30 años de experiencia que se encontraba en concurso de acreedores. El acuerdo con Mercadona llegaría más tarde, en septiembre de 2016, cuando la cadena se interesó por sus productos, en especial por su crema antiedad. “Nosotros la fabricábamos para perfumerías o para venderla en nuestra web, y hacíamos unas 500 unidades al año”, explica Fuentes, que añade que “el pacto con la firma de supermercados en 2016 supuso una revolución sin precedentes en la empresa”. 

Se trata de la misma fórmula con la que siguen produciendo la crema de la marca que se comercializa en perfumerías; los mismos componentes conforman uno y otro cosmético.  Y comparten, además, los mismos reactores y mezcladores en la fábrica de Granada. Sin embargo, el abismo entre ambos precios capta la atención del consumidor, una estrategia que conduce al agotamiento instantáneo del producto. La explicación  descansa sobre una de las bases que cimentan el funcionamiento de la economía: “La clave es sencilla, se trata de producir mucho, y al vender en grandes cantidades a una cadena de supermercados que tiene un alcance nacional, se abarata el precio final del producto porque tiene mucha salida”, señala el gerente de Star Healthcare.

Si antes del acuerdo con Mercadona producían 500 unidades al año, ahora, bajo la marca Sisbela, han multiplicado exponencialmente su producción, vendiendo un total de 500.000 unidades al mes. Sin embargo, la demanda es incluso mayor. “Los estudios de mercado hablan ya de  una demanda de 750.000 unidades”. Por ello, y precisamente con vistas a que esta continúe en aumento, la empresa almeriense ya ha puesto en marcha una ampliación de su fábrica: “Nuestro plan ahora mismo es abrir dos nuevas salas blancas de fabricación y reactores de 500 kg nuevos, además de una nueva línea de envasado”, comenta Fuentes.

No obstante, la primera transformación sustancial tuvo lugar en la mano de obra: en tan solo dos años, Star Healthcare ha pasado de tener tan solo 14 trabajadores a contar con  60. “Es todo un éxito que una empresa andaluza como la nuestra haya experimentado este cambio tan fuerte en un intervalo tan corto de tiempo, colocándose a la cabeza a nivel nacional”. De hecho, solo las marcas L’Oréal, una multinacional estadounidense, y la alemana Cien, que comercializa Lidl, son capaces de hacerles competencia en el mercado español. “Es un hito también que, dado el monopolio imperante en la industria de la cosmética, Star Healthcare haya conseguido posicionarse tan alto y plantarle cara a un gigante internacional como L’Oréal”. Antes de pactar con la sociedad almeriense, los proveedores de cosmética de Mercadona eran alemanes e israelíes, por lo que “incentivar el producto nacional es también un plus para ellos”, comenta el empresario.