Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz


Principio de eutanasia para el IEA

Francisco Javier Fernández Espinosa
Escritor

El 9 de mayo puede resultar un día cualquiera, donde nada especial acontezca. Puede ser un día destinado a la reflexión, al estudio, y también puede ser un día fijado para que, otra vez, la mano que ejecuta voluntades desatienda la independencia de otra institución creada para ser libre. 

Tenemos la creencia de que escondiendo las cosas dejarán de molestar, de incomodarnos. Ayer alguien hizo limpieza en el IEA, y lo guardó en el baúl grande de la Diputación, junto a todo lo de más. La historia que comenzó a escribirse el 24 de julio de 1980 como un ejemplo ilusionante por la búsqueda y la defensa de la identidad propia de todos los almerienses ha sucumbido casi asfixiada al empeño de quienes desactivan todo aquello que no valoran, con el método apabullante del gestor implacable, hombre de negocios de lo público. Aparentemente, los únicos beneficiados de esta eutanasia parcial y controlada son los trabajadores asignados al IEA, que de esta manera pasarán a formar parte de la principal empresa de la provincia, con más de 1.200 empleados.

Stand del IEA

La continuada pérdida de sentido del papel del IEA en la sociedad almeriense (provincial) ha menoscabado la popularidad y el alcance de sus actuaciones y programas, dejando un lamentable reguero de voces significativas de nuestro panorama sociocultural que expresaban abiertamente su descontento con la dirección emprendida en los últimos años, tal vez vaticinando la situación actual.

"Estamos en nuestro derecho de no asumir lo ocurrido, de perpetrar una reacción valiente capaz de mantener estas siglas que son de todos"

Estamos en nuestro derecho de no asumir lo ocurrido. De perpetrar una reacción valiente capaz de mantener estas siglas que son de todos en el boca a boca diario de quienes planteamos una refundación, de manera independiente a la administración provincial, de una plataforma con el espíritu del IEA, con su sentido original. Habrá quien diga que esto es demagogia, oportunismo o una simple rabieta que poco a poco se difuminará en el tiempo.

Yo digo que al menos por mi parte nada han de influirme los mensajes negativos, de pésame, de quienes desmantelan herramientas perfectamente justificadas y operativas por su antagonismo a la pluralidad y a la cultura popular, al respeto por nuestro entorno y a cada uno de las grandes personas que entregaron su vida y obra por dar a conocer a una Almería legañosa pero con la cultura arraigada directamente en la raíz popular de cualquier barrio o pueblo de los que se compone nuestra personalidad.

"Las etiquetas y estigmas que tanto nos castigaron en el pasado se vencieron con los testimonios de viajeros e intelectuales de la talla de Goytisolo, es decir, desde la cultura, dando testimonio al mundo de que esta tierra merecía ser escuchada y estudiada"

Las etiquetas y estigmas que tanto nos castigaron en el pasado se vencieron con los testimonios de viajeros e intelectuales de la talla de Goytisolo, es decir, desde la cultura, dando testimonio al mundo de que esta tierra merecía ser escuchada y estudiada, fomentando de esta manera un argumento de reflexión para vencer desigualdades y destapar desagravios.

Habría que exigir a la Confederación Española de Centros de Estudios Locales que velase por la autonomía e independencia de sus miembros, con identidad jurídica propia, en un empeño de reunir así la a realidad sociocultural española. Almería ha de defender su patrimonio, material e inmaterial, otorgándole herramientas y medios de acción a sus historiadores, escritores, científicos, geógrafos, músicos, pintores... con instituciones pensadas y creadas para ellos. Rescatemos la voz alta y viva de un Consejo Rector independiente, con capacidad de elegir a sus regidores ¿Quien mejor que ellos para llevar las riendas del IEA?

"En el IEA ha sobrado política cuando lo que más se echaba en falta era comprensión"

En el IEA ha sobrado política cuando lo que más se echaba en falta era comprensión. No vale mirar a otro lado (otra vez) y sucumbir al intercambio de cromos y sillones con los que los políticos sellan sus trueques y pactan las consecuencias, que serán nuestras.

#IEAindependiente