Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Publicación no comercial.


La propuesta de peatonalizar el Paseo abre el debate ciudadano

Lola González
Periodista

Nuevo debate ciudadano el que se abre en Almería tras el anuncio del Grupo Municipal de Izquierda Unida de pedir al plenario mañana el respaldo para ver la viabilidad de peatonalizar el Paseo de Almería. Esta iniciativa que pretende una mejora de la actividad comercial y hostelera en esta arteria de la capital, siguiendo el ejemplo de otras ciudades de nuestro entorno, como pudiera ser el caso de la calle Larios en Málaga o la Avenida de la Constitución en Sevilla, cuenta con detractores y defensores casi a partes iguales quizá ante el miedo al cambio de la movilidad en una ciudad en el que el 43% de los desplazamientos se realizan en vehículo privado según los datos del Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS).

El Paseo de Almería, ayer tarde (Foto: Juan Sánchez, para La Voz)

Esta gran división se ha podido observar desde el mismo momento en el que se conoció la noticia en las redes sociales contando con reacciones negativas de aquellos que consideran que podría acabar provocando un caos de tráfico. Su principal preocupación es la posibilidad de que entonces la Rambla de la capital se colapsara también y creen que “hay espacio suficiente para la convivencia de los peatones y el tráfico rodado”. Ante la comparativa con el trabajo que se ha realizado en otras ciudades argumentan primero el mejor trazado viario de Málaga o Sevilla, así como la diferencia en cuanto al transporte público. Además, creen que no es beneficioso para la zona comercial ya que desplazaría aún más a los ciudadanos a los grandes centros comerciales donde no pagan por aparcar.

Sin embargo, los almerienses que defienden la peatonalización del Paseo de Almería consideran que se trataría de una fórmula para revitalizar tanto el comercio como la hostelería ya que permitiría convertirla en una zona para el ocio y disfrute de los almerienses. Además, recuerdan que es un espacio en el que podría entrar el transporte público -así consta en el PMUS- y el servicio de carga y descarga para establecimientos hosteleros y de comercio.

Cabe recordar que el plan de movilidad recogía que la peatonalización del Paseo de Almería, teniendo en cuenta la necesidad de realizar una reestructuración de los flujos de tráfico del entorno de forma previa, no era problemática ya que la mayoría de los vehículos que circulaban por allí lo hacían para buscar aparcamiento o de pasada, y teniendo en cuenta que la calle ya de por sí no tiene zona de aparcamiento y muy pocos garajes que necesitan un paso de servidumbre, consideran que haciendo los cambios necesarios no habría ningún problema en cerrarlo.

A pesar de que la idea de que el Paseo de Almería se pudiera convertir en la nueva calle Larios gusta a los comerciantes y hosteleros de la ciudad, lo cierto es que la idiosincrasia propia de los vecinos que provocó que la peatonalización de otras calles del centro tardarán en ser acogidas y dar resultados, preocupa. Tanto es así que, más allá de la petición del estudio de viabilidad, el presidente de la Asociación de Hosteleros de Almería (ASHAL), Diego García, a pesar de defender la medida sí que solicita que antes de que sea realidad “primero se hagan pruebas piloto en fechas puntuales, como puede ser la Feria del Mediodía o los fines de semana”. Épocas ambas en las que el tráfico por la zona centro baja sensiblemente y que podría ser una buena manera de comprobar si es viable o no.

Pero el portavoz del Grupo Municipal Socialista, Juan Carlos Pérez Navas, va más allá y considera que “habría que desarrollar la iniciativa cerrando al tráfico el Paseo de forma experimental y después, sentarse con los resultados antes de tomar una decisión” y es que considera que “si el comercio de esta zona ya está lo suficientemente tocado, no se puede tomar una medida que no les ayude”.

Por su parte, los dirigentes de los comerciantes consideran que aún estando a favor de la medida, hay que solventar dudas sobre el tráfico en el centro, la carga y descarga, el aparcamiento, el transporte público... Desde el Grupo Municipal de Ciudadanos su portavoz, Miguel Cazorla, se defiende la peatonalización del Paseo como una medida fundamental para la revitalización del comercio del centro de la ciudad, en la misma línea de la moción que presenta mañana IU.

El alcalde de la capital, Ramón Fernández-Pacheco, ha explicado que esta peatonalización es “una aspiración” pero que no puede ser una medida a corto plazo. Defiende el regidor que “hay que seguir los pasos marcados por el Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS) que primero apuesta por peatonalizar y reestructurar el tráfico del entorno y, a medio plazo, cerrar el Paseo a los coches”.