Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Publicación no comercial.


Emmanuelle Ghislain, amiga de Cristina Da Silva: “Solo tiene quemaduras en la cara y en las manos, está levantada y con muchos ánimos”

Emilio Ruiz
www.emilioruiz.es

La joven almeriense Cristina Da Silva Molina es una de las cuatro personas de nacionalidad española afectadas por los atentados del martes en Bruselas que aún permanecen hospitalizadas. El viernes falleció Jennifer García Scintu, de 29 años, que estaba con su marido en el aeropuerto de Zaventem cuando estalló la bomba. Se disponían a coger un vuelo a Nueva York para disfrutar de su viaje de luna de miel.

Cristina Da Silva

Emmanuelle Ghislain es compañera de Cristina en la fundación Duo for a Job, un ambicioso proyecto sin ánimo de lucro que pretende facilitar la búsqueda activa de empleo de los jóvenes inmigrantes mediante el asesoramiento de personas cualificadas mayores de 50 años. A Emmanuelle aún no se le ha permitido visitar a su amiga y compañera en el hospital. Lo hará esta tarde. Pero ha tenido puntual información sobre su estado de salud a través del novio de la periodista y de su madre y su hermana. “Tiene quemaduras en las manos y en la cara, pero, según han asegurado los médicos, tras su curación no le quedarán cicatrices”. La madre y la hermana de Cristina llegaron a Bruselas a las pocas horas de producirse el atentado. “Me han dicho que se han encontrado a Cristina de pie en la habitación, hablando y con la moral muy alta”.

Tras realizar los estudios de bachillerato en  Aguadulce, que terminó en 2009, Cristina Da Silva Molina realizó en la Universidad Carlos III de Madrid el Grado en Periodismo y en Comunicación Audiovisual, que finalizó en 2013. Sus primeras prácticas las realizó en el periódico digital Teleprensa. “Siempre me ha apasionado la comunicación. Mi casilla de salida fue el periodismo. Pero pronto descubrí el mundo del cine y, con él, se abrió ante mí un abanico de posibilidades. No sólo por el hecho de que ambas ocupaciones se complementan, sino porque juntas ofrecen una perspectiva amplia del panorama mediático y del universo de la imagen en el que vivimos”, tiene escrito Cristina en su perfil de Linkedin.

Cristina Da Silva realiza en la actualidad en la Universidad Libre de Bruselas un Master en Ciencias y Tecnologías de la Información y la Comunicación, que finalizará en 2017. La joven domina a la perfección ingles y francés. Además de su actividad en Duo for a Job y su colaboración en proyectos benéficos,  colabora en distintos medios periodísticos belgas, como Brussels Star, Brussels Economic y Siècle 21.

Precisamente en 2013 Cristina publicó en su blog Como coser y cantar un artículo de opinión titulado “La clasificación de la violencia”.  “¿En qué casos la violencia es indigna y en qué casos es justificada?”, se pregunta en ese artículo.  “La violencia es indigna –se responde- si su consecución no sirve para más que la propia destrucción y el daño ocasionado por ésta. Así se considera, por el momento, una posible intervención militar en Siria, ya que parece ser suficiente con la resolución que las Naciones Unidas ha aprobado para desarmar al país de su arsenal químico. Una violencia injustificada es aquella que, bajo ningún concepto, tiene explicación posible. Un ejemplo paradigmático de este tipo de violencia es, especialmente, la ejercida sobre los niños. El secuestro, el maltrato, el abuso o el asesinato. Ilustradores de éste último son los casos de Madeleine, Ruth y José o el reciente de Asunta, ya que en todos ellos se ha señalado a uno de los progenitores o ambos como causante de la muerte”,