Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz


Miguel Cazorla, el protagonista de la semana

Pedro M. de la Cruz
Director de La Voz de Almería

S i el jurado de Almería Tierra de Cine tuviera una mala tarde y cayera en la tentación de dar un premio a la mejor actuación política del año, no albergo ninguna duda de que el merecido ganador sería Miguel Cazorla. Su actuación desde que en la madrugada del pasado domingo los resultados electorales le concedieron tres actas de concejal en el Ayuntamiento de Almería está siendo memorable. Nunca un político con tan poca capacidad de decisión aparenta más poder. Pocas veces la ficción ha sobrepasado tanto la realidad electoral.

Durante toda la semana hemos asistido a un largometraje que merecería haber sido escrito por el mejor Ozores y dirigido por el peor Almodóvar. El título podría ir desde Los trileros hasta Políticos al borde de un ataque de nervios. Y, en medio del set de rodaje, Miguel Cazorla, investido de Gary Cooper, en una nueva versión de Solo ante el peligro escrita y dirigida por él mismo.

La Voz de Almería de hoy publica una amplia
entrevista con Miguel Cazorla
No es una crítica hacia Cazorla (él ha logrado lo que buscaba: convertirse en protagonista de un relato en el que no llegaba ni a secundario); es una descripción y, en todo caso, una estampa en la que quienes quedan peor retratados son los que han contribuido a esta imagen coral de trucaje cinematográfico de serie B.

Es verdad que los gestos de Cazorla no encierran la capacidad conceptual de Al Pacino en El mercader de Venecia, pero su manejo e la escena le ha convertido en primer actor. Con poco más del diez por ciento del futuro pleno municipal se ha convertido en protagonista y los dos bandos lo han elevado, en su torpeza, a aparentar ser el árbitro de un partido que nunca se va a jugar.

Porque no se equivoquen. La decisión sobre la posición que mantendrá Ciudadanos en los plenos constituyentes del próximo 13 de junio en todos y cada uno de los municipios en los que han obtenido representación y las comunidades autónomas, no la van a decidir sus dirigentes provinciales; ni sus concejales; ni sus diputados autonómicos. La posición la fijará Albert Rivera y, si me apuran, el poder sociopolítico que está detrás de la organización.

Rivera y quienes le apoyan no han llegado hasta aquí para contentarse con un poder municipal y autonómico de menor cuantía. Su hoja de ruta tiene como puerto de llegada las elecciones generales de noviembre y el político catalán sabe que si se equivoca de rumbo, si se deja seducir en el quicio de una mancebía de puerto por un puñado de concejalías o media docena de consejerías en estas noches de mayo está políticamente muerto.

Si pacta con el PP, porque aparecerá como la “marca blanca” de los de Rajoy; si llega a acuerdos con el PSOE, porque su electorado, proveniente y, por tanto, más cercano al centro derecha, lo entendería como una deriva izquierdistas (ya se encargaría el PP de exhibirlo, y con razón, en sus terminales mediáticas), de la que nada podría obtener.

Así las cosas, lo que le interesa a Rivera es llegar a noviembre con la hoja de servicio inmaculada y, para ello, nada mejor que no hacer nada. Si entra en los gobiernos, cinco meses es tiempo suficiente para tener que tomar decisiones y nadie olvide que decidir es optar, y optar es satisfacer a unos y desairar a otros. ¿Qué gana su partido y él en esa encrucijada? Por el contrario, abstenerse ahora y dejar gobernar a la lista más votada les mantiene la pátina de equidistancia, la exhibición de “nueva frontera” política que tantos beneficios le ha reportado y les puede reportar y, a la par de esa apariencia real de neutralidad, evitan el desencanto inevitable -una cosa es predicar y otra dar trigo- que conlleva todo ejercicio del poder.

Ante esta circunstancia, no entiendo, por tanto, la generosidad con que, de forma tan apresurada, PP, PSOE e IU -con el primero se reunió el viernes; para el lunes y el martes tiene previsto reunirse con socialistas y comunistas- han convertido a Cazorla en el protagonista político de la semana. Luis Rogelio sabe que Ciudadanos no va a formar parte nunca de un tripartito con PSOE e IU para arrebatarle el poder. Pérez Navas es consciente de que nunca contará con sus votos. Rafael Esteban y Cazorla no irían juntos ni al portal de la Plaza Vieja, ¿a qué viene entonces tanta prisa? No lo sé. O mejor, no lo quiero saber.

Frases célebres tras las elecciones municipales

Emilio Ruiz
www.emilioruiz.es

La reproducción de una frase fuera de su contexto es una pequeña traición que se le hace a quien la pronuncia o escribe. Aún siendo consciente de ello, no me resista a la tentación de reproducir algunas de las frases de la semana.

Puri Sánchez, alcaldesa electa
de Cantoria
Fausto Romero, articulista: “Miguel Cazorla se enfrenta a una partida en la que, si mueve bien sus cartas, el juego no ha hecho más que empezar”. Miguel Cazorla, candidato de Ciudadanos a la alcaldía de Almería: “Estoy dispuesto a ser alcalde”. Antonio Felipe Rubio, periodista: “Se abre un periodo de mercadeo e intereses espurios”. Luis Rogelio Rodríguez-Comendador, candidato del PP a la alcaldía de Almería: “Nadie de mi equipo ha injuriado a Miguel Cazorla”.

Juan José López, alcalde en funciones de Huércal de Almería: “No se ha reconocido mi trabajo y me voy”. Francisco Martínez, candidato del PSOE a alcalde de Albanchez: “Afiliados del PSOE han hecho campaña en mi contra”. Puri Sánchez –en la foto-, alcaldesa electa de Cantoria: “No sé lo que nos vamos a encontrar”. Juan Torrijos, periodista: “Luis Rogelio debería elegir entre quedarse en Almería o volar a Madrid”.

Javier Salvador, editor de Teleprensa: “Miguel Cazorla tiene en sus manos hasta hacerle el favor a Luis Rogelio Rodríguez de decirle que habría pacto si él no fuese el alcalde… porque le encanta Madrid”. Juan Manuel Moreno Bonilla, presidente del PP andaluz: “El PP andaluz va a cambiar de estilos, formas, estrategias y hasta de caras”.  José Miguel Hernández, candidato de Tod@s a la alcaldía de La Mojonera: “No seré alcalde a cualquier precio”.

Se estrena 'Abzurdah', la película protagonizada por Eugenia Suárez, novia de David Bisbal

Edurne Sarriegui
Noticine

En una semana llegará a los cines argentinos la producción argentina Abzurdah, de Daniela Goggi, y la cineasta y sus actores China Suárez, Esteban Lamothe y Gloria Carrá se reunieron con los medios porteños para adelantar su trabajo es este melodrama sobre una adolescente que sufre bulimia y anorexia. Está basada en la novela autobiográfica de Cielo Latini, que se hizo conocida a través de su blog Mecomoami.com, en el que reivindicaba su derecho a no comer y hacía culto de la anorexia. 


Portada de Cosmopolitan Argentina del mes de junio con una imponente Eugenia Suárez

Este es el primer protagónico en el cine de Eugenia la China Suárez y el peso de la historia recae en su personaje. Aseguró que le resulto muy difícil pero también muy lindo de hacer. "Conté con la ayuda de Daniela -dijo- que me dirigió en mi tránsito de la televisión, donde hice toda mi carrera, al cine, donde todo es distinto. En el cine, cada mirada y cada respiración expresan algo". También estuvo a su lado la actriz Andrea Garrote para preparar su personaje por medio de múltiples ensayos y debió someterse a una dieta muy estricta con seguimiento médico.

Sobre el tema que trata la película, Suárez expresó que quedó muy sorprendida primero e impactada después cuando durante la filmación muchas personas le contaron de casos cercanos en los que la enfermedad se había manifestado siempre de manera dramática. "Es un tema muy importante y actual. Pasan los años y la enfermedad se extiende. Yo nunca conocí  a nadie que padeciera de anorexia. Fue muy impactante conocer el alcance de esta enfermedad y lo difícil que es superarla", comentó.

La directora Daniela Goggi contó que para ella, Cielo Latini era un personaje mediático que no había llamado mucho su atención en un primer momento y que reparó en su libro un tiempo después: "Tomé de la novela lo básico del personaje de Cielo Latini pero había que darle forma cinematográfica a la historia y hay escenas inventadas para mostrar todo eso que en la novela aparece como el monólogo interior del personaje".

Eugenia también es
 portada de Para ti
En el film, que cuenta con Alberto Rojas Apel (Nadar solo, ¡Asu mare 2!) como guionista, también se incluyen temas como el amor en la adolescencia y las relaciones padres/hijos. Su directora dijo: "Esta es una película fuerte. En la adolescencia el amor es difícil. Y de eso también habla la película. Es una experiencia fundante para el adolescente y si tuviste a tu lado a la persona desacertada, duele más. Las relaciones padres/hijos son complicadas. Cuando el adolescente rompe una primera regla y se ve obligado a mentir los padres se quedan sin herramientas y no tienen manera de saber qué les pasa a sus hijos".

También contó que entre su primer largometraje (Vísperas) y éste que es el segundo hay una diferencia en la producción. "En ésta hay una producción más grande. Y eso no me hizo sentir más limitada en la toma de decisiones sino que me sentí más acompañada y respaldada".

Esteban Lamothe, que interpreta a Alejo, un joven de más edad que Cielo conoce a través de internet y del cual ella se enamora de forma obsesiva, aseguró que el trabajo le resultó fácil porque estaba rodeado de las personas correctas. "Ayudaron mucho todos los ensayos previos. Tratamos de que mi personaje quedara un poco fuera del foco de atención, que generara preguntas, no que diera respuestas", dijo. Y añadió: "Mi personaje es un chico joven que consigue seducir a una chica muy linda y mucho más joven que él. No es bueno ni malo. Desencadena el horror pero es a pesar de él".

Por su parte Gloria Carrá, que interpreta a la madre de Cielo declaró que cuando vio la película completa se emocionó y disfrutó mucho ver el trabajo de sus compañeros. Junto con la directora trataron de no caer en un arquetipo sino de construir una madre profunda y sutil que hizo crecer al personaje secundario.

En Abzurdah también actúan Rafael Spregelburd. Paula Kohan, Fernando Dente y Zoe Hochbaum y se estrenará la semana próxima. 

Albanchez cambia de alcalde tras 28 años y Adra seguirá siendo ‘popular’

Juan Folío
La Opinión de Almería

No ha sido por la voluntad de las urnas, sino por el libre albedrío de una moneda lanzada al aire. Tras 28 años siendo alcalde de su pueblo, Albanchez, Francisco Martínez tendrá que conformarse los próximos cuatro años con ver los toros desde la barrera, o sea, desde los bancos de la oposición, y no del sillón de alcalde-presidente.

Manuel Cortés será el
alcalde de Adra
El nuevo alcalde de Albanchez es Amador López, cabeza de lista de la Agrupación Independiente de Albanchez (AIPAL), gracias a los designios de una moneda lanzada al aire conforme a lo estipulado por la Ley Orgánica del Régimen Electoral General cuando se produce un empate en número de votos. En las elecciones del domingo las candidaturas de AIPAL y PSOE obtuvieron 238 votos. El PP solo obtuvo un voto al ser una candidatura formada en su integridad por ‘paracaidistas’, es decir, personas que no viven ni están relacionadas con el pueblo.

La suerte no siempre viene de cara. Esta vez la suerte venía de cruz. Cara eligió el que después sería alcalde saliente y cruz eligió el que después sería alcalde entrante. Amador López es nuevo alcalde de Albanchez tras 28 años de ‘reinado’ de Paco Martínez.

El nuevo alcalde, que es trabajador municipal, ha manifestado que “las cosas no estaban funcionando bien y somos un grupo de gente joven con ganar de luchar por nuestro pueblo".

Otro Ayuntamiento que parece que tampoco será gobernado por el Partido Socialista es Adra. El resultado deja la decisión del gobierno municipal en manos del tercero en discordia, la candidatura de la Plataforma Ciudadana Abderitana, que obtuvo tres concejales. El nuevo alcalde será casi con seguridad Manuel Cortés (PP) y no Teresa Piqueras (PSOE).

La asamblea de la Plataforma Ciudadana Abderitana, reunida el jueves, ha decidido en votación dar vía libre el candidato de la candidatura más votada. 33 miembros de la Plataforma han votado negativamente un pacto con los socialistas, seis han votado afirmativamente y cuatro se han abstenido.

La candidata socialista aún no se cree la decisión de la Plataforma: “No entendemos por qué dejan que el PP siga gobernando. Para cambiar las cosas hay que estar en el Gobierno y es evidente que podemos formar un gobierno con propuestas en común, que lleve al Ayuntamiento a ser más transparente y cercano al ciudadano".

Gracias, hijo, por hacerme feliz y dejar la política

Juan José López de las Heras
Alcalde en funciones de Huércal de Almería

El alcalde de Huércal de Almería, en la actualidad alcalde en funciones, no ha conseguido en estas elecciones los resultados por él esperados. Ante esa situación, ha decidido renunciar a su acta de concejal. Ésta es la carta de despido que ha hecho pública en las redes sociales:

Son muchas las visitas realizadas a la residencia de mayores donde reside mi madre y han sido múltiples las veces en las que me ha pedido por favor que dejara, de una vez por todas, la política. "¿Qué necesidad tienes tú de dejarte la piel como lo estás haciendo por tu pueblo, cuando en realidad no es tu medio de vida la política? ¿No te das cuenta de que cada día te ganas más enemigos y no tienes necesidad de ello? ¿No te das cuenta de que jamás te van a agradecer lo que haces?".

Ayuntamiento de Huércal
Ella, que me conoce más que nadie, me ha escuchado y con reiteración, ante las expresiones anteriores, la siguiente manifestación: "Ya me conoces de sobra y sabes que voy a tratar siempre de ser consecuente con el compromiso adquirido con mis vecinos y voy a trabajar a tope y sin descanso por mi pueblo".

Cuando finaliza esta legislatura y es hora de hacer balance, me puedo presentar ante los vecinos y vecinas de mi pueblo con la satisfacción de haber encabezado a un grupo de hombres y mujeres que con su modesto trabajo han realizado "un cambio radical" en Huércal de Almería. Hoy los vecinos y vecinas de este pueblo contemplan múltiples actuaciones en sus barrios, mejores infraestructuras, servicios, atención al ciudadano, etc.

Celebradas las elecciones municipales y llegada la hora de la verdad, en la que se le solicita a esos vecinos y vecinas el apoyo para seguir transformando el municipio, 5.000 de los 12.000 convocados deciden no ejercer su derecho, y el resultado obtenido proporciona al PP el mayor número de votos, pero impide gobernar sin necesidad de pactos, y en este caso, como mínimo de un tripartito, cuatripartito o quintupartito. Es decir, tener que "negociar" cualquier decisión con varios partidos.

Sabéis que fruto de esa gran abstención y de la pérdida de apoyo al PP (al pasar de 8 a 6 concejales) he decidido el próximo día 13 de junio abandonar la política activa. Nadie más que yo es el responsable de ese fracaso, aún siendo consciente del castigo que han podido realizar algunos votantes por las actuaciones del PP nacional y del juego sucio que de forma mezquina llevo aguantando desde hace tiempo en este pueblo.

En política hay que asumir los fracasos y yo lo hago. Me siento destrozado y lo digo de corazón por haber decepcionado a tanta y tanta gente que ha confiado en mí para el proyecto de la siguiente legislatura. Os pido mil disculpas, pero si después del trabajo realizado en este pueblo no hemos recibido el suficiente apoyo para gobernar con "las manos libres" no me merece la pena seguir.

Mi decisión no está tomada para recibir muestras de apoyo y luego volver. Quien me conoce sabe que es irreversble, pero quiero deciros que al frente del Partido Popular de Huércal queda una excepcional persona y excelente trabajador, Ismael Torres, quien junto a mis compañeros/compañeras tratará de encabezar (como representante del partido ganador en Huércal) a un equipo de gobierno que dé estabilidad al gobierno del municipio durante los próximos años.

Porque Huércal de Almería se merece seguir progresando es necesario que dos partidos del amplio espectro político local quieran apoyar al Partido Popular. Sería una vergüenza que rechazaran apoyar por "ideologías" al PP y prefieran reunirse cinco partidos para hacer ingobernable este municipio y con el solo fin de lograr una remuneración económica (sin importarles el progreso del municipio).

Sea lo que sea, el resultado electoral es fruto de la decisión democrática de los vecinos y vecinas de nuestro pueblo, y os puedo garantizar que siempre estaré ofreciendo mi máximo apoyo al Partido Popular, ganador de estas elecciones, para tratar de lograr lo mejor para nuestro pueblo.

Y reiterando mis máximas disculpas a los que se sientan defraudados por mi decisión personal y no la entiendan, permitidme que finalice con la gran alegría que le he dado a la persona que más quiero y con su frase "Gracias, hijo, por hacerme feliz y dejar la política".

OJD abril de 2015: ‘La Voz de Almería’ es el periódico de Andalucía que mejor ‘aguanta el tipo’

Emilio Ruiz

Los datos ofrecidos por la Oficina de Justificación de la Difusión (OJD) referidos al mes de abril de 2015, pendientes de certificar, no han traído buenas noticias para ninguno de los diarios andaluces. Con la excepción de El Correo de Andalucía, con una difusión que se desconoce porque desde hace varios meses no ofrece datos a la OJD, todos los periódicos que se editan en nuestra comunidad autónoma han visto disminuir su difusión.

Ejemplar de hoy de La Voz de Almería
Pero esta bajada generalizada no ha afectado a todos los medios por igual. La Voz de Almería es el periódico andaluz que menos se ha visto afectado por la crisis. En el periodo comprendido entre abril de 2015 y abril de 2014 el periódico que dirige Pedro Manuel de la Cruz tan solo ha visto disminuir su difusión en 165 ejemplares, lo que supone un – 2,89 por ciento.

En el polo opuesto se encuentra La Opinión de Málaga, cuya difusión ha recibido un serio correctivo en el último año. De 3.522 ejemplares diarios ha pasado a 2.598, lo que supone porcentualmente un – 26,24 por ciento.

En números absolutos, el periódico de Andalucía que ha descendido más en difusión ha sido el malagueño Sur, de Vocento, que ha perdido en un año 2.305 ejemplares, un – 11,25 por ciento. Su fraternal colega Ideal también ha bajado su difusión en 909 ejemplares, que porcentualmente supone un – 4,28 por ciento. Los dos diarios de Vocento en Andalucía –Abc acumula su difusión a la edición nacional y La Voz de Cádiz se vende conjuntamente con el diario fundado por la familia Luca de Tena-  acumulan una difusión de 41.773 ejemplares.

Respecto al otro diario que se edita en Almería, Diario de Almería, los datos ofrecidos por la OJD referidos al mes de abril de 2015 le dan una difusión de 1.973 ejemplares. Es la difusión más baja del periódico desde su fundación.

Esclavos de la visceralidad

Javier Salvador
Editor de Teleprensa

Hay personas apasionadas, viscerales, en la defensa de aquello en lo que creen o sencillamente en la tarea que desempeñan en cada momento y eso genera que en cierta medida desaparezcan los grises, que en tu mundo predominen los blancos y los negros y que la gente, en general, mayoritariamente te quiera o te aborrezca, pero no sueles pasar desapercibido. En ese mundo, muy a menudo extraño, son pocas las satisfacciones que te llevas, pero de vez en cuando te las das, y gordas, devolviendo hostias como panes de pueblo. También es cierto que cuando te toca devolverlas llevas ya unas cuantas cicatrices en el lomo, pero eso no amarga el sabor de la victoria.

Miguel Cazorla
Miguel Cazorla, candidato de Ciudadanos en Almería, independientemente de sus visceralidades mediáticas, se la va a dar, la satisfacción digo, de ver al alcalde de Almería tragarse un sapo de cojones cuando le entregue el documento que debe seguir si quiere su apoyo en el pleno del día 13 de junio. Comendador le abrirá la puerta de par en par y posiblemente meta en la escena a Juan Megino para que el creador del monstruo que amenaza el castillo de los populares frene su furia. Hablarán y automáticamente, conforme el otro salga por la puerta camino de su ruedilla de prensa, Comendador llamará a los suyos para decir que está hecho pero que seguirán con el teatrillo hasta ese maldito sábado 13 junio.

Pero Luis Rogelio en su fuero interno sabe que puede que Megino ya no controle a Cazorla, y sabrá que herido, jodido, tiene que estar por todo lo que los suyos han zumbado desde perfiles falsos en redes sociales, escondidos con seudónimos, que es como hace las cosas la gente de Luisro. Por ejemplo. Si te metes en esos disparaderos que se han creado te das cuenta que su relación de seguidores no pasa de los concejales del Ayuntamiento, su gente de prensa y los barrenderos que suelen ir detrás. Son malos hasta para hacer trampas, que manda huevos dejar tantas pistas.

Ahora bien, aparte de satisfacciones, Cazorla tiene un problema no menos gordo entre las manos. Presentó una denuncia contra el PP por fraude electoral el 24M. Tomó esa determinación convencido de las ilegalidades que se estaban cometiendo, como antes que él lo hizo el PSOE y, mira por donde, resulta que esta vez la fiscalía ha dicho eso de vista al frente y pase lo que pase, porque en definitiva todos nos sentimos un poco más libres desde el pasado domingo. En definitiva, todos sabemos que al rodillo le queda poco. Cazorla es rehén de esa acción. Sería poco serio denunciar a un grupo y pactar con ellos o permitir con su silencio que se hagan nuevamente con una alcaldía que todos sospechamos que esconde tela marinera en los cajones.

Si analizamos los votos emitidos mesa por mesa nos damos cuenta de que Cazorla no ha tenido tanto voto del PP como cabía suponer, sino que ha ganado de entre esos otros que no votaban y, sobre todo, de los muy cabreados con el Ayuntamiento tanto de derechas como de izquierdas y que no se ven votando PSOE, IU o plataformas ciudadanos que no representen verdadera unidad. El voto del PP se quedó en casa, sencillamente no acudió a los colegios, y si C's quiere mantener su cuota actual y aspirar a colaborar en los planes de Rivera en Madrid, entonces no le queda otra que apoyar cualquier otra opción que no sea la de Comendador.

Esto no quiere decir que no será capaz de movilizar a ese otro elector que se quedó en casa, ni mucho menos, lo ganará si puede demostrar que las izquierdas pueden asumir su programa, el de Ciudadanos, y no cargarse el orden democrático y constitucional como dice Esperanza Aguirre que sucederá. Porque la duda de la gente de centro es saber si Ciudadanos es la respuesta o hay que seguir esperando.

¿Agarejo o alcalde pa to la tarde?

Antonio Felipe Rubio
Periodista

De entre las travesuras de la pubertad existía la ignominiosa e insalubre del agarejo. Como variante atenuada se practicaba la acción sorpresiva de prender la mano del desprevenido y pasarla por la bragueta al grito de ¡Alcalde pa to la tarde! El efecto deseado era el de mostrar oportunista habilidad frente a una confiada actitud de la víctima que quedaba en humillante estupefacción ante el resto de la chiquillada.

La pretensión de Cazorla (Ciudadanos) de que cada año ostente la alcaldía cada uno de los partidos que obtuvieron concejales viene a ser una aportación tan original que no encuentra parangón en la prolífica maldad de púberes de los sesenta; siquiera en la literatura de Sun Tzu, Nicolás Maquiavelo, Dante Alighieri… o las alambicadas maniobras de las contendientes casas de Orsini, Farnesio, Sforza y Borgia.

Miguel Cazorla
La pretenciosa aseveración de que el pueblo nunca se equivoca es un complaciente argumento válido para aquellos que ven oportunidades de componendas en resultados abiertos, geometría variable y aritmética posibilista. Algo así como un balón dividido en la media luna del área.

La pretendida reforma de la Ley Electoral será una permanente asignatura pendiente mientras existan partidos políticos que desoigan a una abstención creciente y a las tendencias occidentales. Es la festividad conjunta del Día de la Marmota y Santa Bárbara.

El pueblo jamás se sentirá concernido si de sus decisiones se interpretan componendas, frentes anti, cinturones sanitarios, revanchas, recompensas… hasta llegar a lisérgicas aventuras que conllevan un inútil sufrimiento e innumerables oportunidades perdidas. Y es que, lamentablemente, no hay más opción que el escarmiento para reconocer los errores cometidos. Así, una temporada de demagogia, populismo e insensatez supondrá la desagradable sorpresa del fraude de los salvapatrias y el peligro de radicalizar las opciones alternativas.

A las revoluciones comunistas con acento bolivariano le sucede una irracional resistencia sectaria y, para los demás, la administración de inseguridad jurídica y pobreza universal. Toda una oportunidad para tirar por la borda los indicios de recuperación, espanto de la inversión y descrédito en Europa. Lo peor de las experiencias revolucionarias y populistas es la aparición de radicales de la extrema derecha que, ante la indefinición y tibieza de una oferta centrista acomplejada, buscarán el apoyo del escarmiento.

Una vez más, Rajoy fundamenta el fracaso de las elecciones en la ausencia de comunicación, falta de proximidad al ciudadano y carencia de ofertas amables. Ya es la enésima vez que el PP recurre al argumento de la comunicación; pero el problema no es la comunicación, es el desparpajo a la hora de comunicar. El PSOE no tiene complejos y comunica tanto como el PP, pero con resultados bien diferentes. En cuanto a la proximidad, el ciudadano pasa más tiempo frente al ordenador, la televisión y el Smartphone que codeándose con un concejal.

La “proximidad” es el grado de penetración a través de los medios de comunicación que, en algunos casos (La Sexta, Cuatro), se han dedicado a la generación de caudillos alternativos que se interpretaron como inocuas anécdotas frikis.

En la mar el temporal es consecuencia del rumbo, intensidad, persistencia y fetch. El rumbo era claro; la intensidad, notable; la persistencia, abrumadora y un horizonte diáfano para desencadenar el oleaje que ahora les revuelca.

OJD abril 2015: la difusión acumulada de los diarios de Joly baja de los 50.000 ejemplares

Emilio Ruiz

Cada dato mensual que ofrece la Oficina de Justificación de la Difusión (OJD) supone un nuevo disgusto para las empresas editoras de periódicos. Según los datos de difusión ofrecidos por la OJD correspondientes al mes de abril, pendientes de certificación, los nueve periódicos diarios que edita el Grupo Joly no logran mantener una difusión diaria por encima de los 50.000 ejemplares. En concreto, la difusión alcanza los 49.831 ejemplares.

Esta difusión supone una pérdida de 4.156 ejemplares respecto a la difusión ofrecida por la OJD el mes de abril de 2014, Porcentualmente supone una pérdida del  7,70 por ciento de la difusión, un porcentaje, no obstante, ligeramente mejor que el porcentaje medio de los diarios de Andalucía, que es del – 8,02 por ciento.

Difusión de los diarios de Grupo Joly

La difusión acumulada de dos diarios del Grupo Joly, Diario de Cádiz y Diario de Sevilla, 26.530 ejemplares, es superior a la difusión acumulada de los siete restantes periódicos del grupo, que asciende a 23.301 ejemplares.

El periódico del Grupo Joly con menor difusión es El Día de Córdoba, con tan solo 1.066 ejemplares. También está por debajo de los 2.000 ejemplares de difusión Diario de Almería, con 1.973 ejemplares.

Las dos cabeceras del grupo con mayor difusión son la matriz, Diario de Cádiz, con 13.647 ejemplares (694 menos que hace un año), y Diario de Sevilla, con 12.883 ejemplares (798 menos que hace un año).

Eugenia Suárez: “En España paso desapercibida y a David lo quieren como a un hermano”

Juan Folío
La Opinión de Almería

Eugenia Suárez, la novia de David Bisbal, y su hija Rufina viven una nueva vida. Desde hace unos meses comparte su residencia entre España y Argentina. Los dos últimos meses los ha vivido junto a David entre Almería y Madrid. Ahora, ha tenido que volver en Argentina para afrontar la promoción de su película Abzurdah, que se estrena el día 4 de junio.
 
Poster de 'Abzurdad', la película de Eugenia Suárez

La actriz ha concedido una entrevista al programa radiofónico Agárrate, Carolina, en el que ha manifestado que “vivimos juntos, pero nos separamos para trabajar. Mi trabajo está en Argentina y el de él por todo el mundo, así que por ahora nos vamos organizando así y yo estoy muy bien”.

Una de las cosas que más le gusta a la China cuando está en España es que “allí paso desapercibida, nadie me conoce, y puedo ir tranquilamente a todos los sitios, excepto cuando voy con David”. La joven acepta que desde el minuto uno aceptó que su relación iba a estar marcada por la distancia. “Sin embargo, David me lo pone muy fácil, ya que es un hombre muy respetuoso. Es más o menos como yo, no le gusta ir a bailar, no hace esa vida, entonces es mucho más fácil. Los dos sabemos lo que queremos. La verdad es que cuando uno se enamora tiene que aceptar como venga la situación”, ha dicho.

Eugenia se deshace en elogios hacia el almeriense: “Es un rey en todos los sentidos, un caballero y una muy buena persona. Estoy muy feliz y estoy pasando por un buen momento. Me apoya en todo y yo a él también, la verdad es que más no puedo pedir”. Y si la China piropea a David, quien piropea a la China es nada menos que Elena Tablada, la madre de Ella, la hija del cantante. Preguntada sobre la impresión que tiene sobre la novia del almeriense ha dicho: “Es una chica muy linda, Ella está encantada con ella”.

David Bisbal, tras poner fin a la gira de Tú y yo, se tomará un año sabático, pero antes ha ido a Amsterdam, donde no ha querido faltar al Crazy Summer Edition. Además del mítico Ave María, Bisbal ha cantado Silencio junto a Yiron Van der boom.

OJD abril 2015: la difusión de los diarios de Andalucía se reduce en un año en 9.450 ejemplares

Emilio Ruiz

Siguen los malos tiempos para la difusión de los periódicos andaluces. Según los datos hechos públicos por la Oficina de Justificación de la Difusión (OJD), pendientes de certificación, referidos al mes de abril de 2015, en un año los periódicos andaluces han visto reducida su difusión en 9.450 ejemplares, al pasar de 117.913 ejemplares diarios en abril de 2014 a 108.463 ejemplares un año después.

Difusión de los diarios de Andalucía

No se incluye en esos datos la difusión del periódico sevillano El Correo de Andalucía. El diario actualmente propiedad del Grupo Morera & Vallejo no ofrece sus datos de tirada y difusión a la OJD desde que fue adquirido al Grupo Gallardo.

Porcentualmente el diario andaluz que más baja su difusión es La Opinión de Málaga, que en un año ve reducida su difusión desde 3.522 a 2.598 ejemplares, un 26,24 por ciento menos. También han padecido bajadas de difusión superiores a dos dígitos los diarios Granada Hoy, que pasa de 2.654 ejemplares a 2.189 (- 17,53 por ciento); El Día de Córdoba, que pasa de 1.244 ejemplares a 1.066 (- 14,31 por ciento); Málaga Hoy, que desciende desde 7.503 ejemplares a 6.563 (- 12,53 por ciento); el malagueño Sur, que desciende desde 20.492 ejemplares a 18.187 ejemplares (- 11,25 por ciento), y Jaén, que pasa de 4.532 ejemplares a 4.066 (- 10,29 por ciento).

Por número totales de ejemplares, el periódico que sufre el mayor castigo en su difusión es Sur, que desciende en un año 2.305 ejemplares. Su colega granadino de Vocento, Ideal, pierde en un año 909 ejemplares.

Diario de Almería, otra vez por debajo de los 2.000 ejemplares. El periódico del diario Joly en Almería, Diario de Almería, libra una dura batalla por no bajar su difusión por debajo de la cifra sicológica de los 2.000 ejemplares. En esta ocasión, la batalla la ha perdido al contabilizar tan solo 1.973 ejemplares. Recordemos que en la anterior OJD la difusión del periódico que dirige Antonio Lao fue 2.019 ejemplares y un año antes 2.146 ejemplares.

La Voz de Almería baja respecto al año pasado, pero sube respecto al mes pasado. El periódico almeriense que edita José Luis Martínez ha bajado su difusión respecto al mismo mes del año pasado, pero, en cambio, sube respecto al mes pasado. La difusión de La Voz de Almería el mes de marzo fue de 5.317 ejemplares, 241 ejemplares menos que el mes de abril.

Los periódicos nacionales siguen a la baja. La difusión de los principales diarios nacionales sigue cayendo en picado. El País, El Mundo, Abc y La Razón han perdido una media del 12,5% de la difusión que tenían en abril del año pasado. El País sigue siendo líder con una difusión de 232.000 ejemplares, un 13,2 por ciento menos que hace un año, cuando contabilizaba 267.000 ejemplares.

El Mundo registró en abril una difusión de 131.500 ejemplares, un 12,1 por ciento menos que un año antes, que tenía una difusión de 149.000 ejemplares.  La difusión de Abc es de 109.000 ejemplares, un 15,9 por ciento menos que hace un año cuando registró 129.700 copias. La Razón tiene una difusión de 78.000 ejemplares, un 14 por ciento menos que hace un año.

Los deportivos, en picado. El diario Marca registró en abril una difusión de 146.000 ejemplares, 35.000 ejemplares menos que hace un año, lo que supone un descenso del 19 por ciento. Continúa siendo líder. As cerró abril con una difusión de 133.600 ejemplares, 20.000 ejemplares menos que lo registrado hace un año, una caída del 12,7 por ciento.

En cuanto a los deportivos diarios deportivos catalanes, Mundo Deportivo tuvo una difusión de 57.800 ejemplares, un 10,7 por ciento menos que hace un año. Sport registró una difusión de 55.000 ejemplares que representan una caída del 5,5 por ciento.

Todos ganamos

Kayros
Periodista


Se comentan mucho las primeras impresiones que los diferentes partidos manifestaron a la caída de las mayorías absolutas en autonomías y ayuntamientos. Algunos comentaristas ironizan sobre tal impresión ya que para ellos no puede ser verdad tanta belleza. Yo por mi parte diría lo contrario. Sin mayoría absoluta cualquier formación, por pequeña que sea, puede tener esperanza; lo que no pudo ocurrir antes con la dictadura aritmética y cerril.

Luis R. Rodríguez
La alegría de los resultados de la noche del domingo es ver a los gozadores de mayorías absolutas durante tanto tiempo hacerse ahora simpáticos a la búsqueda del cliente que les ayude a gobernar. La escena la ha visto bien nuestro humorista Arranz pintando un Luis Rogelio dialogante y oferente ante un Miguel Cazorla, hijo pródigo, que ahora exige el bastón de mando.

Por sucesos de este corte habría que entonar un cántico a la democracia de los pueblos. Pero antes de que cesen los abrazos, los bailes , las felicitaciones por el triunfo, hace falta un curso acelerado de prudencia en los pactos que vienen. Tanto Ciudadanos como Podemos, al tener conciencia de que son la clave, parecen demasiado engreídos. Exigen demasiado: Y no se debe ir al mercado sin voluntad de rebaja.

Si el PSOE está atento a lo que dicen los de la coleta debería que saber que el propósito de los populistas es ocupar el puesto de Pedro Sánchez en la lucha final contra el PP. Por consiguiente a ver qué se hace con esos pactos algo endemoniados. Por otro lado, lo acontecido con Susana Díaz no hay que echarlo al olvido. Un tactismo de gabinete ha hecho pensar que los intereses del pueblo andaluz interesaban bien poco después de las elecciones. Y esto no debiera repetirse.

Es imposible que la derecha no esté esperando su ocasión para hablar de frente popular inventándose ideologías comunistas o bolivarianas hasta en la sopa de Sor Lucía. Aunque al PP le huela el culo a humo, Rajoy dirá que nunca pasa nada y que piensa ganar las próximas elecciones generales. Ya se verá.

Oferta y demanda, aplicación política práctica

Rafael M. Martos
Director de Noticias de Almería

"Imaginad que estáis en el desierto -exponía la profesora de Economía a los alumnos de Periodismo- y tenéis mucha sed, pero mucha, mucha... -ahí ya la empezábamos a notar en nuestras gargantas secas- ¿qué os apetecería tomar?" La respuesta casi unánime fue "¡cerveza!", aunque se escapó algún kalimotxo, a lo que la profesora añadió que nos olvidáramos del alcohol, que en ese desierto el único líquido digerible era agua embotellada. Se volvió hacia la pizarra y escribió; "No ha posibilidad de elección".

Luego nos informó de que las botellas tenían precio. “¿Cuánto estarías dispuesto a pagar por una sabiendo que sólo hay una, y que todos tus compañeros también la quieren?”, preguntó a una compañera. “Lo que me pidieran”. “¿Y vosotros?”, preguntó a todos levantando la mirada hasta el final del aula.

Miguel Cazorla
El rumor era claro, y es que todos estaríamos dispuestos a lo que fuera por obtener aquella botella de agua. Por lo tanto, concluía la profesora, el precio podría subir indefinidamente para ser definitivamente adjudicada al mejor postor, ¿no?

Cuando todos exclamamos sedientos que "sí", ella nos preguntó; "¿Os gustaría entonces ser los propietarios de esa botella, ponerle precio y haceros ricos?". Y de nuevo todos, "¡sí!". Entonces ella sonrió y muy provocadora añadió: "Vale, ahora sois los propietarios de la botella, y de la fuente con que la llena, vuestro único bien es mucha agua, que es lo que anhelan vuestros compañeros bajo el sol, no sólo podéis venderla al precio que queráis porque vuestros compañeros están dispuestos a pagar lo que haga falta por un trago, sino que podéis rellenarla tantas veces queráis".

Después de un silencio añadió: "Pero resulta que vuestros compañeros no tienen dinero, ¿a qué precio se la vais a vender?".

Al margen de que alguien reconoció no importarle cobrar en especie, lo cierto es que la profesora nos dejó en evidencia el fallo de la llamada "ley de oferta y demanda". Por mucha demanda que haya, el precio que pide quien ofrece no puede crecer indefinidamente, ya que nunca podrá superar lo que la demanda esté dispuesta a pagar.

Miguel Cazorla puede intentar ofrecerse como llave de gobernabilidad en el Ayuntamiento de Almería, y comparar la situación actual, con 13 concejales del PP, a la que le costó la alcaldía a Juan Megino, con ese mismo número, tras el pacto PSOE-IU, pero lo cierto es que nada tiene que ver lo uno con lo otro.

PSOE e IU sí sumaban 14, hoy ni PSOE más IU, ni PSOE más Ciudadanos, suman 14, y el pacto tendría que ser a tres bandas para llegar a la cifra mágica. IU jamás apoyaría a Cazorla como alcalde, pero tampoco aceptaría entrar en un gobierno tripartito, por lo que la opción de la izquierda se desvanece para Ciudadanos.

Sólo le queda a Cazorla un posible acercamiento al PP, ¿pero el PP le necesita sabiendo que será la lista más votada en el pleno en que se vaya a elegir alcalde, ya que el PSOE no podría presentar una suma mayor, o que Ciudadanos tampoco podría hacerlo?

Pues no, Cazorla tendría la botella de agua, tendría el manantial, pero podría quedarse como un concejal más de la oposición, con el que habrá que llegar a acuerdos puntuales, pero lo mismo que con IU o el PSOE. Eso sí, un concejal liberado o dos, más el tercero como diputado provincial también liberado. No está mal por una botella de agua.

Solos en la madrugada de la capital

Pedro M. de la Cruz
Director de La Voz de Almería

Oyendo a los candidatos de la capital y a sus dirigentes provinciales valorando los resultados electorales, no es difícil alcanzar la conclusión de que los guiones estaban escritos antes de que se cierren las urnas. Todos sin excepción habían ganado. Lo que la geometría no ha logrado en miles de años, lo consigue la política en una noche: la cuadratura del círculo.

Siempre pasa. Si gana Izquierda Unida porque mantiene sus dos concejales en la capital; si Ciudadanos aparece en escena con tres protagonistas en el salón de plenos; si los socialistas aumentan en dos su representación; y si el PP continuará gobernando la ciudad, ¿Quién ha perdido aquí? Ninguno y todos. Todos y ninguno.

Más allá del argumentario de guardarropía que recuperan los partidos cada madrugada electoral el PP pierde más de dos millones de votos en toda España y gran parte del poder territorial y sus portavoces de urgencia dicen sin sonrojarse que han ganado. ¿Habrá mayor cinismo?

Más allá de tanta frase hecha, lo cierto es que ningún partido -salvo quizá IU, y por otras razones- puede revestirse con la túnica de la victoria. El PP porque aunque su mayoría (salvo la quimera de un tripartido delirante) le garantiza la continuidad, ha perdido cinco concejales. Pasar de 18 a 13 es un dato demoledor en el que nadie o casi nadie creía.

La Voz de Almería de hoy
La encuesta publicada por este periódico cinco días antes de la cita electoral le situaba en esa horquilla peligrosa entre el amargor de la victoria minoritaria o la dulzura del triunfo absoluto. No sé si de regreso a casa y ya en el umbral de la madrugada y el sueño, Luis Rogelio volvió a los versos de Discépolo que tantas veces ha oído cantar a Gardel -silencio en la noche/ ya todo está en calma/ el músculo duerme/ la ambición descansa- y en la soledad sonora de los porqués habrá buscado las razones de una pérdida tan notable.

Después de cuatro años en los que la ciudad ha mejorado “bastante o mucho”- así se la reconocía la misma encuesta- , nadie esperaba un descenso tan cuantioso. Ni sus adversarios. ¿Qué ha podido pasar entonces? Quizá lo mismo que le pasó al PSOE hace cuatro años. La marca PP atraviesa un proceso de pérdida de atractivo motivado por la crisis y su forma de gestionarla y por la corrupción y su forma de afrontarla. Madrid está lejos de Almería, pero las percepciones políticas alcanzan la velocidad de la luz cuando el foco se posa sobre la crueldad del paro y la obscenidad delictiva de algunos de quienes nos representan.

El PP de Almería ha pagado este 24 M en la capital (y en la provincia, pero de eso hablaremos otro día) el desgaste de cualquier gobierno, la imposibilidad de mantener la exagerada mayoría obtenida hace cuatro años y una culpa por descrédito a la que es ajeno. Gana pero pierde; o pierde pero gana. En cualquier caso, no ha triunfado.

En la otra orilla, los socialistas capitalinos salían a escena como si protagonizaran la victoria. Han ganado dos concejales con respecto a los siete que cosechó Usero, pero la realidad, la dura realidad, es que nunca se vistieron con la ropa de alternativa. Pérez Navas ha hecho una buena campaña y puede estar satisfecho y agradecido a sus votantes, pero también a Susana Díaz. La victoria de la presidenta -todavía en funciones, pero por poco tiempo, ya lo verán- ha tenido un efecto extraordinariamente positivo en la autoestima del votante socialista hacia su marca electoral y se ha notado.

Para un partido emergente esos dos concejales más pueden ser valorados como un éxito, pero para un partido de gobierno -y el PSOE lo es, por mucho que le enfurezca a Podemos- la línea roja que separa el éxito del fracaso es el gobierno o la oposición. Y los socialistas continuarán en la oposición. Esa es la realidad. Los dos concejales le garantizan el gobierno de la compleja agrupación local, pero no el gobierno de la ciudad, y los socialistas, si no quieren caer en la irrelevancia optimista de ser comparsa -con la derrota del domingo cumplirán 16 años en la oposición-, deben mirar más a la Plaza Vieja y menos a la avenida de Pablo Iglesias.

En la tierra de nadie que es siempre la ambigüedad calculada, Ciudadanos abandonó la sede de García Alix con el sabor contradictorio que da situarse entre la satisfacción y el desencanto. Irrumpen con fuerza, sí, pero no con tanta como esperaban y auguraban todas las encuestas. La sonrisa, matizadamente sincera, sutilmente forzada, de Miguel Cazorla lo dibujaba. Hemos llegado -pensó-, pero esperábamos llegar más y con más fuerza. Él sabe que muchos son los llamados y pocos los elegidos. Pero también es consciente de que se enfrenta a una partida en la que, si mueve bien sus cartas, el juego no ha hecho más que empezar.

Pero quizá, de toda la noche, la sonrisa más auténtica fue la de Rafael Esteban. Le situaron y se situó tan al borde del precipicio que el vértigo llegó a dominarle durante la campaña. Al final y pese a todos los obstáculos ajenos a su organización o provocados dentro de sus propias filas, resistió en la trinchera en medio de la balacera y, contra todo pronóstico, revalidó su posición. El domingo era un hombre feliz.

Lo que desconozco es si alguno de los que le rodeaban también compartían sinceramente esa felicidad; sobre todo aquellos para los que un día no muy lejano y en la puerta del desierto creyeron descubrir que Podemos era dios y Pablo Iglesias su profeta.

Ahora que ha acabado la representación y conscientes, como son cada uno de ellos, del sabor agridulce del resultado, lo que cabría esperar es que en la soledad de la madrugada todos llegaran a pensar que su obligación de los próximos cuatro años no es cómo ganar las próximas elecciones, sino trabajar para dejar una ciudad mejor a las próximas generaciones. Esa es la gran diferencia que distingue al buen político del que no lo es. El primero piensa en el mañana de todos, el segundo sólo en su cuenta de resultados electorales.

Los partidos emergentes y las candidaturas ciudadanas vienen para quedarse

Emilio Ruiz

El problema de una Andalucía sin presidente que padecemos estos días es una consecuencia del artículo 118 del Estatuto de Autonomía, que modificó el sistema de elección previsto en el anterior Estatuto. En el Estatuto de 1981 se establecía la llamada “investidura automática” –de hecho, Chaves fue elegido de esa forma en la legislatura “de la pinza”-, algo que el nuevo Estatuto no permite. Afortunadamente, la elección de alcaldes sigue un procedimiento similar al anterior estatuto andaluz y no es posible el bloqueo que estamos padeciendo en nuestro Parlamento.

Luis R. Rodríguez-Comendador
Dentro de unos días todos los municipios tendrán alcalde-presidente. Lo será el concejal que concite sobre sí una mayoría absoluta de votos, procedentes de una o varias formaciones políticas, o, en su defecto, lo será el candidato de la lista más votada en las elecciones del domingo.

La irrupción en la escena política española de los llamados ‘partidos emergentes’ y de candidaturas ciudadanas ha traído como consecuencia la formación de las corporaciones locales más diversificadas de la democracia española. En la provincia de Almería, de los 102 Ayuntamientos, 16 tienen su plenario configurado sin una formación política que sume más concejales que la unión de las demás.

Eso significa que 16 Ayuntamientos tienen que configurar sus equipos de Gobierno bien con un partido en minoría o bien con una agrupación de partidos. Depende de las circunstancias específicas de cada Corporación si la mejor fórmula de Gobierno es una u otra. A raíz de las anteriores elecciones ha habido en nuestra provincia ejemplos de las dos maneras, y en general con un funcionamiento positivo.

Por poner un par de ejemplos, en Vera José Carmelo Jorge (PP) ha sido alcalde durante los cuatro años sin mayoría absoluta en la Corporación y sin pacto explícito alguno. Y no por ello ha peligrado en ningún momento su estabilidad. En otro caso, en Carboneras ha sido alcalde durante los cuatro años el independiente de Gicar Salvador Hernández con el apoyo del Partido Popular, también con resultado positivo.

La lógica política y funcional de las corporaciones locales aconsejan equipos de Gobierno estables. El Gobierno en minoría solamente es factible en los casos de acercamiento a la mayoría, es decir, cuando se está a falta solo de uno o dos concejales. Cuando esa mayoría está alejada de la mayoría absoluta, la mejor opción resulta de la configuración de una mayoría con el acuerdo de dos o más formaciones políticas.

Juan Carlos Pérez Navas
En los próximos días muchos alcaldes y concejales de Almería y muchos responsables de partidos políticos tendrán que colocarse el traje de faena para configurar mayorías estables en los Ayuntamientos. En algunos casos la afinidad ideológica facilita el acuerdo. Pero nadie ignora que la ideología no es el rasgo que prima en la composición de muchas corporaciones municipales. En los Ayuntamientos, y más aún cuando el municipio es más pequeño, en demasiadas ocasiones el trato personal y familiar prima sobre el ideológico.

En las elecciones locales de 2011 el PSOE de Almería se encontraba en pleno proceso de renovación. Aquella situación arrinconó el interés negociador para configurar mayorías de Gobierno progresista en los Ayuntamientos en los que era posible una negociación. El PP se aprovechó de la coyuntura para llevarse el agua a su molino y configurar mayorías bajo su amparo. Tales fueron, por ejemplo, los casos de Vélez-Rubio o Zurgena, en ambos casos con la participación de un Partido Andalucista que habitualmente no encuentra dificultad para inclinar su balanza hacia un lado o hacia otro.

¿Cómo resultará finalmente la configuración de los equipos de Gobierno que no disponen de la mayoría de concejales de una sola formación política? Éste es el frente negociador que se ha abierto ya y que puede deparar sorpresas en los próximos días.

Si hubiera que elegir un grupo de Ayuntamientos en los que este proceso negociador puede resultar más interesante, encabezaría ese grupo, sin duda, el Ayuntamiento de Almería. La candidatura de Luis Rogelio Rodríguez-Comendador se ha quedado a falta de un concejal para la mayoría absoluta. Ese concejal, por afinidad ideológica, se lo podría ofrecer Ciudadanos. Pero el hostigamiento al que han sometido a Miguel Cazorla algunos concejales y algunos portavoces mediáticos del PP posiblemente dificulte el acuerdo. El socialista Juan Carlos Pérez Navas, por su parte, ha mostrado su disposición a encabezar un cambio municipal.

Miguel Cazorla
En Roquetas de Mar, la dispersión de la oposición –cuatro grupos políticos- facilita la elección de Gabriel Amat como alcalde en minoría. Los actuales pactos de Gobierno se pueden repetir sin demasiada dificultad para que finalmente sean elegidos Juan José López, en Huércal de Almería; Salvador Hernández, en Carboneras, y Miguel Martínez Carlón, en Vélez-Rubio.

En La Mojonera se da por seguro el desplazamiento de la alcaldía de José Cara, del Partido Popular, en beneficio del candidato de Tod@s, José Miguel Hernández, que contará con el apoyo del Partido Socialista. La misma suerte parece correr el alcalde de Níjar, Antonio Jesús Rodríguez, en beneficio de la actual portavoz socialista en la Diputación, Esperanza Pérez, que le ha igualado en concejales. La palabra la tiene Izquierda Unida. En Adra el buen resultado de Para la Gente puede torcer la apuesta personal de Carmen Crespo de cambiar su candidato a la alcaldía.

En la zona de Levante, tres pueblos con alcaldes del Partido Popular no tienen garantizada su continuidad. En Cuevas del Almanzora, la candidatura de Jesús Caicedo ha igualado a concejales a la del socialista Antonio Fernández Liria, hijo del carismático Miguel Fernández, que fue diputado provincial y consejero-delegado de Galasa. La llave de la gobernabilidad la tiene Indalecio Modesto, que unos días antes de las elecciones abandonó al Partido Andalucista para incorporarse a Ciudadanos. En Turre, en medios cercanos al PSOE local hablan de un acuerdo cerrado con Somos Turre para desplazar de la alcaldía al ‘popular’ Arturo Grima. Y en Vera, PA y PSOE estudian un acuerdo de gobernabilidad.

Las elecciones del domingo, al menos en la provincia de Almería, no han puesto fin al bipartidismo. El Partido Popular y el Partido Socialista atraen a tres de cuatro electores. Pero nadie duda de la posición determinante que adquieren los partidos emergentes y las candidaturas ciudadanas para la estabilidad de muchos municipios.

Los pactos de Almería

Javier Salvador
Editor de Teleprensa

Sobre todo hay dos pactos en Almería que llaman especialmente la atención por su complejidad, los de la capital y Roquetas de Mar. En ambos casos al PP le basta con Ciudadanos para seguir gobernando, pero el gran dilema que tiene en estos momentos sobre la mesa la formación de Rivera es evaluar el efecto que tendría ese sí a Luis Rogelio o el sí entre sus votantes de cara a las elecciones generales de noviembre.

Si un partido grande pacta con otro pequeño, el segundo sufre al final las consecuencias. Son las matemáticas de siempre y en el caso de Almería capital Miguel Cazorla conoce de primera mano esos efectos, pues fue víctima de ellos cuando formó parte del primer gobierno de GIAL con Juan Megino, que pasó de cinco concejales a dos en sólo cuatro años.

Dentro de sus escenarios posibles está pedirle al PP que dos años gobierne uno y dos años el siguiente, y podría funcionar, aunque sus apoyos caerían en picado, ya que el voto que ha rescatado de los populares lo que le pide precisamente es que saque a Luis Rogelio Rodríguez y los suyos del Preventorio, sede de la alcaldía almeriense.

Miguel Cazorla
El PSOE se ve con posibilidades de gobernar e IU sería la más abierta a cualquier acuerdo que sacase al PP del Ayuntamiento. Ahora bien, los tres actores en escena, ¿serían capaces de sentar las bases de un gobierno de concentración para poner orden en una ciudad que sobresale por su paro y falta de transparencia? Sinceramente no lo creo a día de hoy porque no parece que existe ese grado de sensatez política que no mida tanto quién da el primer paso.

Por ahora Miguel Cazorla, el tipo al que más insultos y dossiers han dedicado desde el PP durante la campaña- llegó a plantear que les denuncia por esos ataques personales-, tiene en sus manos hasta hacerle el favor a Luis Rogelio Rodríguez de decirle que habría pacto si él no fuese el alcalde, lo que tampoco sería el fin del mundo para el actual regidor y senador del PP porque le encanta Madrid.

Más complicado aún está el panorama en Roquetas de Mar. También tiene la llave Ciudadanos y ahí Diego Clemente, un joven arquitecto que irrumpe de novato en el escenario político, se convierte en el verdugo de Amat. El presidente del PP, que es perro viejo, pondrá encima de la mesa que si él es el problema, se va dejando a Eloísa Cabrera como tenientealcaldesa, mientras él se retira otros cuatro años en la Diputación Provincial cerrando así su vida política.

El escenario sería convincente y hasta pintaría a victoria, pero si en Almería el voto a Ciudadanos es un castigo a Luis Rogelio Rodríguez, en Roquetas de Mar la fuga de voto tiene tintes hasta de vendetta. La opción multicolor es muy complicada porque hay tres partidos de izquierdas (PSE, IU, TR) que junto a los tres concejales socioliberales sumarían los concejales necesarios para dejar en la bancada de la oposición a Gabriel Amat y los suyos. Ahora tienen que demostrar si eso que decían de que había que sacar a Amat de la alcaldía a cualquier precio cubriría hasta un escenario de consenso de cuatro partidos entre los que nadie se atreve a levantar el teléfono.

Al PP como partido le han salido no mal sino muy mal las elecciones, pero aún así en Almería lloran con un ojo porque conservando la Diputación Provincial retienen su principal fuente de financiación, una institución en la que pueden, incluso, dar cabida a los que  podrían ser sacrificados en los pactos de gobierno.

Ciudadanos tiene ante sí el dilema de hacer carrera para conseguir unos resultado en noviembre que le permitan aspirar a un diputado y un senador, como mínimo, si se enfrenta en los pactos al PP y tira de la manta tanto en Roquetas como en Almería, o queda absorbido por el tamaño de los populares y comienza a retroceder. Dejarles gobernar en minoría no es viable porque ellos nunca se lo han permitido a los demás y jamás lo harían.

Una de las bazas a tener en cuenta es precisamente el tamaño de la tarta que es el Ayuntamiento de Almería, donde algunas fuentes cifran en más de 300 las personas que han colocado los populares en los últimos tiempos para asegurarse familias de voto. La cifra es sólo una pequeña muestra, puesto que sólo entre asesores y directores de área (cargos de confianza) suman casi el centenar.

Se trata de puestos que van desde el campo de golf de El Toyo hasta los nuevos museos que se han abierto en la ciudad, un espacio que si se abre a Ciudadanos le aseguraría un ritmo de adhesiones suficiente para los objetivos de otoño en esa sucesión del PP que parece haber comenzado en todo el Estado.

Pero en todo este escenario también tiene mucho que decir el PP de Almería que cuenta con grandes estrategas como asesores directos, nombres como Arenas, Matarí o Hernando están a golpe de teléfono y no son moco de pavo por muy arrogantes y autosuficientes que se muestren en la capital. La clave estará en el tipo de negociación que planteen a Ciudadanos, si será contributiva, competitiva… Y luego al final, puede que hasta piensen en el ciudadano.