Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Publicación no comercial.


¿Hacia un nuevo PP en Almería?

Juan Torrijos
Periodista

Los llamados en su día Los niños de Luis Rogelio están viendo cómo son laminados poco a poco de cara a un futuro y nuevo cambio en los modelos del PP. Los Amicián, Venzal, Guzmán y cía están en estos momentos fuera de órbita, o lo parece, de lo que alguien está proyectando de cara al partido de la derecha española en Almería. Por ahora sólo parece salvarse Javier Aureliano, que unió su vida política al presidente Amat.

¿Marín, a Diputación?
Una pregunta: ¿Alguien ha preguntado a Javier Aureliano si quería ser alcalde? Sería interesante saberlo, y conocer lo contestado por el secretario general del partido y vicepresidente de la Diputación. Luis Rogelio no pone de alcalde a ninguno de los llamados sus niños, los que le han venido acompañando desde los tiempos de la Diputación y a los que tenía liberados como asesores. Pone a una persona que no tiene nada que ver con aquellos, que ha llegado después y que llevaba en el puesto número nueve en la lista al Ayuntamiento. No se pone a alguien en ese puesto si estás pensando en hacerlo alcalde cuando te vayas, teniendo que obligar a que renuncien los siete anteriores contigo. ¿Qué ha ocurrido? Es evidente que en estos meses se han movido muchas aguas en el PP de la capital y ellas han llevado a la toma de decisiones que se han vivido, con la llegada del nieto de Monterreal a la alcaldía.

"Algún día sabremos por qué Luis Rogelio precipita una decisión que de tiempo había hasta el próximo mes de agosto para tomarla"

En política nada queda oculto eternamente, y algún día sabremos el porqué Luis Rogelio precipita una decisión que de tiempo había hasta el próximo mes de agosto para tomarla. ¿Creen ustedes que si Luis decide irse pasado el veinte de diciembre consigue el mismo resultado? No sé qué decirles. El señor Comendador impone su candidato a un mes de las elecciones generales. Tras las mismas entiende uno que no le habría sido tan sencillo colocar a Ramón Fernández de alcalde. Recuerden que siete tuvieron que renunciar a serlo.

La puesta en valor de Mar Vázquez me parece interesante. No entendí y lo comenté que a una mujer que había realizado un gran papel en Diputación no se le diera mayor protagonismo en la corporación. En cuanto al señor Castellón, deja a Gabriel para volver al Ayuntamiento. ¿Quién irá a Diputación? ¿El doctor Marín? ¿Ha tomado el partido y su presidente Gabriel Amat las riendas del grupo en el Ayuntamiento? Tras las navidades lo sabremos.