Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

El convenio entre Luis Rogelio y el Opus no gusta al Partido Socialista

Juan Torrijos
Periodista

Hay planes, acuerdos o convenios por parte del Ayuntamiento de la capital que deben ser explicados con todo (y hasta minucioso) detalle. Y no es Luis Rogelio hombre que lo practique muy a menudo. La compra del viejo sanatorio de la Plaza Virgen del Mar no la ha entendido aún la ciudadanía, pero la mayoría que tiene en el consistorio (dieciocho ediles) le permite caminar con total tranquilidad (¿Tambien impunidad?) por los vericuetos del Ayuntamiento.

José María Escrivá de Balaguer
Veremos si el 24 de mayo don Luis puede decir lo mismo. Convenios con entidades privadas, como es el caso actual del Opus Dei, largo tiempo en candelero, deben ser explicados hasta que el más tonto de los ciudadanos se entere. Y yo, qué quieren que les diga, aún no me he enterado ni bien ni mal de los beneficios que obtiene la ciudad y los que logran los ciudadanos con el mismo.

El equipo de Gobierno del PP no lo ha explicado con la claridad necesaria y, lo que es peor, no se espera aclaración alguna por ahora. Con la marcha del señor Venzal, don Pablo José, a las riberas del padre Betis mucho me temo que aún nos enteremos menos de la famosa “letrilla” del convenio. Mal momento para que el primer oficial abandone el barco, mientras el capitán sigue sus paseos por la gran vía madrileña.

El Partido Socialista, a través de su nueva portavoz municipal, Mari Carmen Núñez, nos anuncia que no está de acuerdo con el convenio, no indica que no sea legal, que esa es otra cuestión, pero sí que tiene algunas zonas oscuras, si quieren ustedes “lagunas” que no han sido aclaradas.

Un intercambio de solares que no se sabe si beneficia a la ciudad, al Opus o a algún otro grupo o sector específico de la sociedad. El ciudadano no tiene ni idea de los precios de los solares que han entrado en la negociación del convenio, y de eso tendrían algo que decir los técnicos a los vecinos, que son los verdaderos propietarios de los mismos.

Si lo hacen, si hay algún documento en el expediente, debe haberlo, no se tiene noticias de ello o no se ha dado a conocer. ¿Sabes cuál es el problema, Mari Carmen? Que cuando se intentó obtener para la ciudad el solar de la plaza Carabineros, propiedad de la Junta (¿Tampoco es del ciudadano almeriense?), el comportamiento de Susana y de vuestro partido tampoco nos ofreció una clara y nítida transparencia. Igualicos.