Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Sueldos bajos e impuestos altos empobrecen a los almerienses

Antonio Fernández
Redactor-Jefe de La Voz de Almería

El informe anual de ingresos y de precios e impuestos que elabora la consultora Kelisto, utilizando los datos municipales, los de los ministerios de Hacienda y de Industria, las webs de los ayuntamientos españoles o los informes de las organizaciones de consumidores, entre otras fuentes, señala a Almería como una de las provincias españolas con mayor desequilibrio entre los ingresos y los gastos. En esencia, el informe destaca que los almerienses están entre los españoles con un salario medio más reducido de España, pero sin embargo soportan impuestos municipales que en muchos casos se sitúan entre los más elevados del país. Un desequilibrio que acaba por afectar a la situación de las familias, colocadas entre las más empobrecidas del país en los últimos años.

El humor que no falte
En el análisis de los ingresos, los almerienses cobran de media 21.291,86 euros anuales, un salario que coloca a la provincia en el puesto número 49 del ránking nacional, con un salario medio que está un 12,63 por ciento por debajo de la media de las provincias españolas. Esa clasificación está liderada por San Sebastián y Madrid, con salarios medios de 30.549 y 25.721 euros, respectivamente. En el polo opuesto de la tabla de salarios sólo tres provincias españolas están por debajo de Almería, son las de Córdoba, Huelva y Huesca, donde los trabajadores tienen un sueldo medio de 19.685, 20.958 y 20.915 euros, respectivamente. Después de esas provincias está la de Almería con los datos indicados.

A la situación de empobrecimiento se suma además el hecho de que la tasa de paro en Almería está en la actualidad por encima del treinta por ciento, una de las más altas del país, por lo que alrededor de 90.000 familias carecen de ingresos fijos.

Aunque podría parecer razonable que los impuestos y tasas municipales estuvieran por debajo del resto de provincias, el hecho es que los almerienses están entre los españoles con gravámenes más elevados del país. en especial en impuestos de tanto peso en las familias como es el de Bienes Inmuebles (el IBI).

Los datos recogidos por el portal estadístico colocan a Almería entre las cuatro capitales españolas más caras a la hora de hacer frente a este impuesto municipal. Sólo Lleida, Tarragona y Medlilla tienen un IBI más elevado que Almería, que supera a las grandes capitales como Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla o Bilbao, entre otras muchas de todo el país.

Esos datos indican que un almeriense paga de media 121,04 euros por este impuesto sobre la vivienda, lo que supone un 47,40 por ciento por encima de la media española, a pesar del nivel de ingresos reducido de los almerienses.

No es el único dato en el que los almerienses ‘penan’ vía impuestos, ya que la gasolina y sus impuestos hacen que la que se echa en la provincia esté entre las diez más caras del país. El impuesto de circulación también está por encima de la media española, con un 1,77 por ciento más que la media nacional y 62 euros de media, lo mismo que el bono bus, que en Almería cuesta un 1,57 más que la media.

En el otro extremo, los almerienses pagan la barra de pan un 39 por ciento más barata que la media española y los precios de la vivienda están un 12 por ciento por debajo de la media nacional.