Edita: FIDIO (Foro Indalo de Debate, Ideas y Opinión) C. I. F.: G04253035 Presidente del Consejo Editorial: Emilio Ruiz

Tú y tú y solamente tú

Rafael M. Martos
Director de Noticias de Almería

Este artículo podría haberse titulado también “Entre la desfachatez y la desmemoria”, pero hay tantos asuntos sobre los que podría escribirse con él que utilizarlo para comentar la desfachatez y la desmemoria de la que hacen gala en IU y en el PSOE cuando se trata de imputados políticos daba pocas pistas. Leer que Izquierda Unida organiza el lunes una protesta ante el juzgado en el que declarará como imputado el alcalde de Roquetas, Gabriel Amat, para exigirle la dimisión porque ese hecho mancha el buen nombre de la localidad, pues es eso, hacer gala de desfachatez y desmemoria. A no ser, claro, que tener a tu portavoz municipal -Ricardo Fernández- sancionado por trafico de drogas no manche el buen nombre de la ciudad, del consistorio, del grupo político y mucho menos de la organización que además le ha reelegido como candidato a la Alcaldía. Eso sí, su nombre tuvo que ser publicado en el BOP porque estaba “ilocalizable” para recoger la notificación correspondiente.

"Desfachatez y desmemoria de la
portavoz socialista", dice
Rafael M. Martos
No menos sorprendente es la alegría con la que el PSOE pide explicaciones y dimisiones, alegando igualmente la mancha en el buen nombre de la Diputación, cuando en sus filas se sienta otro imputado -Rogelio Mena- que tiene la desmemoria y la desfachatez de suscribir esa petición. Pero llegado el caso, mayor desfachatez y desmemoria es la de la portavoz socialista -Esperanza Pérez- de quien no se recuerda que pidiera la dimisión de quien fue su alcalde -Joaquín García- que se mantuvo no ya como tal sino también como diputado provincial estando imputado... y efectivamente, fue absuelto, que es algo que le puede pasar a cualquiera.

Desmemoria es no recordar que su compañero de Huércal Overa -Luis García Collado- se mantuvo en la alcaldía imputado, y se presentó a la reelección estando imputado, y sólo dejó el cargo tras perder... y finalmente tras años de imputación el caso ha sido archivado. Desfechaez es negarse a reconocer que quien este lunes declara ante el juez no puede ser objeto del levantamiento de la imputación ese mismo día, o dentro de dos años, o incluso puede acabar sentándose en el banquillo y acabar siendo absuelto.

Se da la circunstancia de que quienes piden la dimisión de un político citado a declarar como imputado no reaccionan ante su propio compañero que está en una fase superior, que el seguir imputado tras declarar. De momento, en esa carrera, va claramente destacado en cabeza Mena.

Y qué decir de la dura reacción socialista -encarnada en la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz- arremetiendo contra el hecho de que el PP ponga de candidato a alcalde en Vícar a una persona -Antonio Jesús Rodríguez- que ha cumplido ocho años de inhabilitación para cargo público.

Desfechatez y desmemoria de quien sostuvo a un alcalde imputado en Carboneras -Cristobal Fernández- por delito electoral -es decir, por su intromisión en unas elecciones que ganó...- que lo sostuvo condenado, que lo indultó para que pudiera volver a presentarse a unas elecciones, y que recuperado el sillón -que nunca dejó del todo- volvió a ser imputado y condenado, y que sólo dejó el Ayuntamiento tras perder los comicios.

No se interprete esta reflexión como un “y tú más”, s no como lo que es, un breve recordatorio que pone las cosas en su sitio, que no es otro que la desmomoria y la desfachatez de la que hacen gala algunos, que no es que recurran al “ y tú más” si no al “tú, y tú y solamente tú” que dice la canción.